Salir de compras: Un espacio para perderse entre libros

  • La filóloga Almoraima González ha abierto una nueva librería en la callde Amor de Dios.

Tener una librería es el sueño de cualquier filólogo. Tener una librería como Birlibirloque era el sueño de Almoraima González, que además de filóloga y editora es una enamorada de la literatura y de Sevilla. Por eso, esta joven de 32 años -nacida en Algeciras y criada en Málaga- eligió esta ciudad y la calle Amor de Dios para poner en marcha su gran proyecto.

Abrió la pasada semana pero Birlibirloque lleva gestándose años. "Trabajaba en el mundo editorial pero tenía claro que algún día tendría una librería en la que reunir todos los títulos que me gustan y poder recomendar y descubrir a los clientes nuevos autores y también pequeñas y grandes joyas literarias", explica la librera. Tanto es así que ha leído o conoce muy bien el 95% de los libros que vende en su establecimiento.

Para poner en marcha el negocio Almoraima se ha empapado de la experiencia de librerías tan emblemáticas como la Antonio Machado y la Rafael Alberti de Madrid, a las que le une la amistad y la devoción. "Birlibirloque quiere ser la librería de fondo que hasta ahora era difícil encontrar en Andalucía", explica Almoraima. "Aquí se vende literatura, también novedades, por supuesto, pero lo importante son los textos, sean estos de cuándo y dónde sean", añade.

Para conseguir su objetivo Almoraima ha hecho una cuidada selección personal a base de novelas españolas e hispanoamericanas, obras de teatro, poesía -la gran pasión de la librera- de hoy y de siempre y un largo repertorio literario en el que no faltan los clásicos -Shakespeare o Tolstoi son algunos ejemplos- que no conoce fechas ni nacionalidades. De la mano de editoriales como Pre-Textos, Visor, Alfaguara, Anagrama, Austral, Ariel, Tusquets o la sevillana Editorial Renacimiento (de la que disponen del catálogo completo) Biribirloque pretende valerse de un sello propio.

Para los niños, Biribirloque tiene una cuidada selección de títulos -algunos en inglés- que enseñan a amar la literatura mientras que para lectores inquietos que buscan más allá ofrece también libros vinculados al pensamiento, las ideas, las letras pero también -¿por qué no?- a la gastronomía, el arte o la arquitectura. Además, a partir de mayo, habrá talleres infantiles los sábados por la mañana a cargo de La Bella Varsovia.

Su objetivo más adelante, cuenta Almoraima, es "dedicarme a la edición, basándome en mis propios criterios". Mientras, continúa ejerciendo como crítica literaria y pretende convertir Birlibirloque en punto de encuentro de escritores -y amigos- de todas partes. Mañana a las 20:00, sin ir más lejos, visitarán la librería Carlos Marzal y Manuel Vilas, que presentarán sus nuevos trabajos y charlarán con los asistentes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios