Cofradias

El Cabildo estudia instalar el Altar del Monumento en la Capilla Real

  • El Consejo dio a conocer este lunes las normas relativas a la estación de penitencia de este año.

Un cambio que viene motivado por la experiencia de la pasada Semana Santa. El Cabildo Catedral baraja levantar el Altar del Monumento en la Capilla Real, en lugar de en la Capilla de la Virgen de la Antigua, como se hizo el año pasado. Se trata de una modificación más que probable que persigue que el veneración al Santísimo no se vea perturbada por el tránsito de público, al tiempo que, al instalarse en un recinto más grande, permitiría que un mayor número de personas pudiera acudir a los oficios. El pasado sábado se celebró una reunión entre los responsables del Cabildo y varios miembros del Consejo de Cofradías para ver cómo puede afectar este cambio a la estación de penitencia de las hermandades. El próximo viernes será cuando se adopte una decisión definitiva.

Hasta el año 2011, el Monumento se montaba en el Altar del Jubileo, pero las obras que se realizan en el retablo mayor, que motivó el traslado de la misa al altar de plata de Laureano de Pina, obligaron a que se buscara una alternativa, ya que la liturgia no permite que el Santísimo se encuentre en el mismo altar en el que se celebra la eucaristía. El año pasado no se pudo instalar en la Capilla Real por encontrarse también en obras. Una vez reabierta al culto, este recinto se destaca como la opción más viable, según explico a este periódico Luis Rueda, canónigo Maestro de Ceremonias: "La Capilla Real tiene una salida directa por la Puerta de Campanillas y se dejaría libre la del Príncipe para el acceso del público. Generaría menos problemas y molestias y, además, es de mayores dimensiones que la Capilla de la Antigua". En cualquier caso, advierte que la decisión aún no está tomada.

A algunas hermandades, especialmente de la Madrugada, no les agradó la disposición del Santísimo el año pasado, al considerar que se encontraba muy alejado de las filas de nazarenos y con el público que se interponía, circunstancia que deslució el gesto de adoración al Santísimo que suelen realizar. El recorrido que seguirán las cofradías por el interior del templo no se verá afectado en ningún caso. Se mantendrá el mismo del año pasado que también vino motivado por las obras el Retablo Mayor y el traslado del monumento.

Por otra parte, en la noche de este lunes se celebró en la Fundación Cruzcampo el tradicional encuentro de hermanos mayores y diputados mayores de gobierno en el que se conocen las normas relativas a la Semana Santa, redactadas por el Consejo de Cofradías con la supervisión de la delegación diocesana de Hermandades. La normativa para este año no ha variado. Se sigue haciendo hincapié en el cuidado no sólo del cuerpo de nazarenos, también de los costaleros, músicos o auxiliares que acompañan a los cortejos, tanto en la carrera oficial como fuera de ella. Se mantiene el mismo protocolo en caso de que una hermandad se tenga que refugiar por la lluvia y vuelva a su templo en otra jornada; se incide en que hay que mantener el orden y la compostura en la Catedral; y se apremia, entre otras recomendaciones, a que las vueltas de los pasos entre O'Donnell y la Campana y de la Campana a Sierpes, se realicen en el menor tiempo posible para no provocar retrasos.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios