cómics

Toda una vida

Una viñeta de '¿Es así cómo me ves?'. Una viñeta de '¿Es así cómo me ves?'.

Una viñeta de '¿Es así cómo me ves?'.

Hablar de Jaime Hernandez es hablar de uno de los autores más importantes de la historia del cómic, uno de los pocos artistas que ha logrado elevar la forma hasta su máxima expresión. Más aún, Hernandez no sólo ha alcanzado la perfección con su serie Locas, publicada por entregas en la mítica revista Love and Rockets desde su inicio en 1981, sino que se ha mantenido en esa misma perfección durante casi cuatro décadas.

Arcos argumentales como La muerte de Speedy (1987) o Wigwam Bam (1990-1992) son auténticas obras maestras, pero también lo son La educación de Hopey Glass (2004-2006), Mordiscos de amor (2010-2011) o este ¿Es así cómo me ves? (2015-2018), la parada más reciente en la vida de Margarita Luis Chascarrillo y Esperanza Leticia Glass, más conocidas como Maggie y Hopey.

Una visita al vecindario de Huerta, donde van a tocar las viejas bandas de la escena subterránea de hace tres décadas, reúne a las dos amigas, antiguas amantes, y sirve de excusa para repasar los recuerdos de toda una vida y reexaminar la relación entre ambas, ahora que la juventud queda tan lejos.

En estas páginas, Hernandez agarra el corazón del lector y no lo suelta, cosa que no sorprende a los que llevamos años disfrutándolo, aunque tampoco deja nunca de maravillarnos. El historietista transmite como nadie la emoción, y lo hace gracias a su raro dominio de la forma, a una maestría narrativa que lo emparenta con otros genios como Charles Schulz, John Stanley o Alex Toth, por citar sólo tres.

Con estos mimbres, Hernandez (como su hermano Beto, que también trabaja en una hebra similar) ha construido una narrativa queer, con la comunidad chicana como escenario, poniendo en primer plano personajes y formas de vida que no suelen tener protagonismo. De este modo, su trabajo, valioso como pocos, difumina las convenciones sociales y las barreras, físicas o artificiales, que nos separan y atenazan.

Locas es una lectura esencial, y no sólo para los amantes del cómic, y ¿Es así cómo me ves?, un nuevo logro artístico.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios