Coosur Real Betis "Me voy siendo mejor director deportivo y un bético más"

  • El malagueño cierra "agradecido" su etapa en Sevilla, depués de tres años en los que "siempre se logró el objetivo"

  • Trabajar con presupuestos ajustados y en un club con matriz futbolera le han hecho "aprender mucho"

Juanma Rodríguez, en San Pablo.

Juanma Rodríguez, en San Pablo. / José Ángel García

Un ascenso, el primer título nacional para el Coosur Betis, seguir en ACB y la sensación de haber dejado marcada una línea de trabajo es la herencia que cree dejar Juanma Rodríguez en su paso por Sevilla. El malagueño cerró una etapa de tres años "maravillosos" como director deportivo de un equipo que ahora "debe crecer", después de "ir cumpliendo paso a paso los objetivos marcados por la entidad". Se va, dice, siendo mejor "director deportivo y persona", después de trabajar con menos recursos de los que tuvo en el Unicaja, al que puede volver más de diez años después.

"Se acaba un ciclo de tres años que han sido maravillosos. Hemos cumplido con los objetivos del club y la entidad ha crecido, con una línea de trabajo y un método en la dirección deportiva, reforzada bien con Asier Alonso. Me voy satisfecho con el trabajo, porque siempre noté el apoyo de la gente para alcanzar nuestros objetivos", dijo el malagueño, que llegó a la capital andaluza para levantar un proyecto que cayó a la LEB Oro: "No es sencillo ascender. Veremos qué hace Estudiantes. Desde el primer día logramos transmitir ilusión y ganas de hacer las cosas bien. Fue clave hacer una plantilla con gente que conocía la categoría y con mucha ambición para quedarse en ACB. Curro Segura, además, hizo un excelente trabajo para culminar una campaña que será difícil que alguien repita".

Después de años alejado de los despachos, quizá uno de los mayores retos de Juanma Rodríguez fue adaptarse a una economía de guerra en la Liga Endesa, después de trabajar en un Unicaja en el que el dinero no era un problema para poder competir en la Euroliga. "Hay que adaptarse a los presupuestos. Tener claro cómo construir la plantilla, contar con ciertos referentes en el equipo y en el juego, un quinteto potente y bien complementado con jugadores que puedan ayudar en otras facetas. Lo conseguimos siempre, no sin dificultades, aunque quizás lo mejor fue formar siempre un vestuario con una gran implicación y compromiso que se reflejaba en el trabajo diario", indicó el protagonista.

Juanma Rodríguez y Miguel Ángel Jiménez. Juanma Rodríguez y Miguel Ángel Jiménez.

Juanma Rodríguez y Miguel Ángel Jiménez. / Betis Baloncesto

En ACB, sin embargo, las cosas no fueron tan fáciles como en la LEB Oro y los cambios durante el curso fueron decisivos para llegar a la meta: "El primer año se suspendió la liga a 11 jornadas del final por la pandemia y pudimos acabar mucho más arriba, porque el equipo estaba en el mejor momento, con una dinámica muy positiva que estoy seguro lo hubiera colocado cerca de los play off de acabar la liga normalmente. Esta pasada campaña fue más complicada, pero logramos la salvación con tres jornadas de antelación", explicó Juanma Rodríguez, con esa espinita de que quizá faltó algo de suerte para que las cosas fueran mejor. "Tanto en uno como en otro año te queda esa sensación. Si en el primero, además de Slaughter  y Green alguien más hubiera roto, o después alguien se hubiese sumado a Feldeine y Ndoye...".

Mirando atrás, para el malagueño ha sido una etapa de aprendizaje. "Me he sentido muy a gusto, como en casa y este ciclo ha sido un gran aprendizaje para mí. Desde la parcela deportiva sentí la ventaja de que en cualquier cuestión siempre se me hizo caso y eso me daba mucha confianza. Me voy con la satisfacción del deber cumplido y siendo mejor director deportivo, tras el paso por el Unicaja con presupuestos muy buenos (de 1994 a 2010) y siempre Euroliga. Esto era otro reto distinto. Es una satisfacción haber sabido gestionar esta situación", explicó.

Y es que de estar en una "posición dominante" en la LEB Oro en la que se pudo fichar a lo que se quería "por lo económico y el proyecto, en ACB fue muy distinto". "La frase más repetida de los agentes para decir que no era que como no jugábamos competición europea... Eso lo he escuchado mucho los últimos veranos", explicó.

"Cumplimos con los objetivos del club y la entidad ha crecido, con una línea de trabajo marcada”

Eso le llevó a reinventarse como apuestas como Mike Torres, con la idea de "completar plantillas con gente implicada". "Me alegra mucho el Preolímpico que está haciendo Mike Torres, porque ha trabajado este año a un grandísimo nivel, pese a no tener mucho protagonismo. Aportaba lo que necesitaba el equipo cuando tuvo oportunidades y ahora se está viendo el fruto de ese trabajo", aseguró.

Después de tres años, Juanma Rodríguez mira atrás y ve con  "satisfacción haber conseguido los objetivos deportivos y haber establecido una línea de trabajo que ha calado en el club y el vestuario". “Ahí queda y es una línea a continuar para seguir creciendo. Me satisface mucho que el club lo tiene claro y va a seguir esa línea".

Juanma Rodríguez, tras ascender en Madrid frente al Real Canoe. Juanma Rodríguez, tras ascender en Madrid frente al Real Canoe.

Juanma Rodríguez, tras ascender en Madrid frente al Real Canoe. / Betis Baloncesto

Y cuando habla de club el dirigente lo hace en el modo más global, después de trabajar en una entidad cuya matriz es el fútbol: "Ha sido una experiencia nueva de la que he aprendido mucho. El Betis es una entidad muy grande que siempre estará en mi corazón. Hay muchas cuestiones integradas para todas las secciones como el marketing o los servicios jurídicos y he aprendido mucho. Reforzar la dirección deportiva con un secretario técnico es algo que muchos clubes ACB no hacen y eso es fruto de un modo de trabajo común. Yo en Málaga, por ejemplo, hacía muchas otras tareas que no tienen que ver con lo deportivo y aquí sólo tuve que centrarme en eso, y eso viene del fútbol. Eso le ha venido bien al baloncesto para crecer", aseguró Rodríguez, que quiso "agradecer a todos los departamentos del club, Ángel Haro, Fernando Moral o Miguel Ángel Rodríguez toda la ayuda estos tres años. Me voy siendo mejor director deportivo y persona". "No se me olvidará nunca”, afirmó antes de agradecer el apoyo "a una afición que siempre estuvo con el equipo y me transmitió su cariño. En adelante seré un bético más".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios