Coosur Real Betis Tisma, pasos de verdiblanco a la espera de la oficialidad

  • El croata, que el martes pasó ya el reconocimiento médico, ya ha conocido a sus compañeros y técnicos del Betis

Tisma, en un calentamiento de un partido de ACB. Tisma, en un calentamiento de un partido de ACB.

Tisma, en un calentamiento de un partido de ACB. / P. Castillo (ACB Photo)

Con todo cerrado y más que atado, sólo falta la comunicación oficial, pero Boris Tisma ya ejerce de jugador del Coosur Betis y conoció tanto a sus nuevos compañeros como al cuerpo técnico que encabeza Joan Plaza. No ha podido aún trabajar con el grupo, pero sí que se ejercitó de manera individualizada para no perder el ritmo de competición en San Pablo, a la espera de que ambos clubes hagan pública la cesión.

El conjunto verdiblanco suma así una nueva pieza para su plantilla, que será de 13 jugadores una vez que se recupere Spires además del canterano bético Magassa, con protagonismo esta temporada por delante de Niang. El croata es un alero alto (2,05 metros) que en categorías inferiores podía hacer de ala-pívot por sus condiciones. En ACB le faltará físico para frenar a determinados jugadores en esa posición, por lo que es probable que Plaza lo alterne en los dos puestos y que Pablo Almazán sigue dándole minutos de refresco a Kay en el cuatro.

El Real Madrid ha decidido dar salida de esta forma a una de sus jóvenes promesas que, con ficha del primer equipo, no había tenido opciones esta temporada. Pero, a días de cumplir los 19 años, apenas cuenta con un par de experiencias en la ACB, por lo que en el Betis será su primera prueba real en la élite, fuera ya del paraguas que supone estar en la disciplina blanca.

Para el Betis es una apuesta arriesgada, ya que con el equipo jugándose la permanencia haber apostado primero por un veterano como Clark, enrolado en un conjunto modesto de la LEB Oro –opción que no salió adelante por la cuarentena que tuvo que pasar por el Covid-19– y ahora por un jugador sin experiencia denota las evidentes limitaciones para acudir al mercado del club verdiblanco, una vez rescatados del paro a Jerome Jordan y Jerome Randle para reforzar el plantel.

Con Tisma el Betis suma una amenaza exterior más para el equipo con peor porcentaje desde más allá de la línea de los 6,75 metros de la Liga Endesa (31,4% de acierto), pero es de esperar que pagará la bisoñez propia de un jugador que en poco más de una semana cumplirá, ya de verdiblanco, los 19 años. Con la salvación en juego, esta vez no llegará un Green que se eche el equipo a su espalda. “Salvarán o descenderán al equipo los que ya están”, dijo Plaza hace poco consciente de las posibilidades económicas de la entidad verdiblanca, que ha apostado por el talento de una promesa por hacer, quizá pensando en la próxima temporada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios