Levitec Huesca-Betis E. Plus

Baño de realidad en Huesca (92-84)

  • Un pésimo tercer cuarto acaba con las opciones de los verdiblancos en el partido inicial

Johnny Dee arma el brazo para lanzar un triple con la defensa de los peñitas Haws y De Blas. Johnny Dee arma el brazo para lanzar un triple con la defensa de los peñitas Haws y De Blas.

Johnny Dee arma el brazo para lanzar un triple con la defensa de los peñitas Haws y De Blas. / Pablo Segura / Diario del Altoaragón

Comentarios 3

Quien pensara que la ruta del Betis Energía Plus por la LEB Oro iba a ser un camino de rosas estaba totalmente confundido. Sólo fue necesario una jornada para demostrar que el equipo verdiblanco sufrirá, y mucho, si no es capaz de dar el máximo en cada ataque, cada defensa y en la lucha de cada rebote. Ni con el escudo ni con el presupuesto va a ganar y en el Pabellón Municipal de los Deportes de Huesca quedó plasmado.

Un auténtico baño de realidad por parte del Peñas Huesca al equipo bético, que se vuelve con derrota de Aragón. Un nefasto tercer cuarto, en una repetición de males anteriores que no terminan de extirparse, condenó a los de Curro Segura a volverse de vacío y, a buen seguro, con la lección bien aprendida de cara al duelo del martes. 33 puntos recibieron los béticos, por 23 que fueron capaces de anotar. Para el término del partido, los locales anotaron 20 triples, muchos para combatirlos.

Hasta el paso por vestuarios, el equipo verdiblanco fue por delante en el marcador. Avasalló a su rival durante los primeros minutos de partido, aunque esto no fue más que un espejismo que se fue diluyendo después de que Guillermo Arenas, técnico del Peñas Huesca, solicitara un tiempo muerto con 3-11 en el marcador. De ahí en adelante, el equipo local comenzó a enchufar triples sin parar hasta llegar al descanso con un muy ajustado 40-42.

Tras pasar por vestuarios, el equipo local mantuvo la dinámica ascendente, hasta que a falta de 7.30 para encarar el último cuarto, los peñistas se pusieron por delante. De ahí ya no levantaron el pie del acelerador, hasta lograr su mayor ventaja en el marcador (72-61) al término del tercer cuarto.

A un punto llegó a colocarse en el último cuarto el equipo bético. Pero cuando debió asaltar, recibió un parcial de 8-0 que terminó por sepultar las escasas opciones hispalenses en Huesca.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios