Actualidad

Los menores transexuales "con suficiente madurez" pueden pedir cambio de género en el Registro

  • El Pleno de la sala de lo Civil del Tribunal Supremo planteó, en un primer momento, que exigir la mayoría de edad para el cambio de sexo en el registro podría ser inconstitucional

Fachada del Tribunal Supremo Fachada del Tribunal Supremo

Fachada del Tribunal Supremo / EFE

El Pleno de la Sala de lo Civil del Tribunal Supremo ha estimado el recurso de casación interpuesto por los padres de una menor transexual que quería cambiar de sexo pero no se le permitió por ser menor de edad. 

Al examinar por primera vez el recurso de casación, la Sala Primera planteó cuestión de inconstitucionalidad de la norma reguladora de la rectificación registral de la mención relativa al sexo de las personas, al albergar dudas de que la exigencia de la mayoría de edad fuera conforme con las previsiones de la Constitución Española. Esta cuestión fue resuelta por el Tribunal Constitucional el pasado 18 de julio que determinó que esta medida era inconstitucional cuando los menores tienen suficiente madurez y que se encuentran en "situación estable de transexualidad".

A partir de ahora, el Supremo ha remitido los autos al tribunal de apelación para, tras escuchar al menor para comprobar si tiene suficiente madurez y una "situación estable de transexualidad", no le prive de registrarse como niño. Además, el Pleno de la sala de lo Civil recuerda que  "no haber estado sometido durante al menos dos años a tratamiento no le impide obtener la rectificación solicitada, dicte nueva sentencia pronunciándose sobre todas las demás cuestiones, de hecho y de derecho, planteadas en el recurso de apelación del demandante.

La demanda inicial fue presentada en octubre de 2014 y fue desestimada en Primera Instancia, una vez recurrida la Audiencia Provincial de Huesca hizo lo mismo, se volvió a recurrir de foma extraordinaria por infrancción procesal y recurso de casación con la oposición de la Fiscalía. La menor, que actualmente tiene 17 años fue fue inscrita en el registro civil como mujer. Desde muy pequeño, recoge la sentencia en los antecedentes del caso, "manifestó sentirse varón y prefirió usar un nombre masculino". 

En julio de 2014 fue examinado por un equipo compuesto por un psiquiatra, un endocrinólogo y un psicólogo. Este informe "no detecta ninguna patología psiquiátrica que pueda influir en su decisión de cambio de sexo. Afirman también que el paciente había asumido el rol genérico masculino desde los tres años y presenta un fenotipo totalmente masculino".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios