Mundo

Clamor internacional para frenar la ejecución de una joven iraní

La joven kurda iraní Zeinab Sekaanvand, de 22 años, corre el riesgo de ser ejecutada hoy a pesar de ser víctima de un "juicio injusto" por el asesinato de su esposo, según varias organizaciones de derechos humanos, que han lanzado una campaña internacional para lograr la suspensión de la sentencia.

La joven, que tenía 17 años cuando se cometió el delito, fue condenada a muerte dos años después, pese a no tener abogado hasta el inicio del juicio y las dudas sobre su "confesión".

En la comisaría a la que acudió tras la muerte de su marido, donde fue torturada por la Policía durante 20 días, Zeinab "confesó" haber apuñalado a su esposo, que la sometió a insultos y malos tratos durante meses y se había negado a darle el divorcio, indicó Amnistía Internacional en un comunicado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios