Cultura

Un cuento no lo escribe cualquiera

  • Amalia Vilches presentará el sábado en Sevilla su nuevo libro, con prólogo de Felipe Benítez Reyes

Presentación de 'Hababaura' en la Fundación Caballero Bonald de Jerez. Presentación de 'Hababaura' en la Fundación Caballero Bonald de Jerez.

Presentación de 'Hababaura' en la Fundación Caballero Bonald de Jerez. / manuel aranda

Las olas alcanzan las tablas de madera que componen el camino que lleva hacia la orilla, la orilla de una playa cualquiera. Podría ser La Caleta, por qué no, en un invierno de estos. Con la misma fuerza que el mar arranca la vida, toma Amalia Vilches las riendas de su nuevo libro, cargado de drama, humor, amor y amapolas. Rojo intenso que aparece sin quererlo entre las páginas de Hababaura (Ediciones En Huida), para endulzar la hermosa bravura salada de la portada. Amalia Vilches presentó el lunes su nueva obra en la Fundación Caballero Bonald, introducida por Pepa Parra, y el sábado lo hará en la Feria del Libro de Sevilla ( las 13:00, junto a la caseta 10), de la mano de Rosario Pérez Cabañas. "Hababaura es una palabra que siempre me ha gustado, es el origen etimológico de nuestras amapolas, que aparecen en el libro en dos o tres ocasiones sin intención", cuenta la autora.

Un libro de relatos, con prólogo de Felipe Benítez Reyes, que está estructurado en tres cuentos de terror, tres historias fantásticas, seis relatos trágicos, tres de denuncia y uno imposible. Hay dos relatos que se desarrollan en La Caleta, y uno de ellos se lo dedica a Fernando Quiñones. "Un título con un tono más bien trágico, de denuncia, comprometido... Con retratos de monjas de un colegio interno que se fugan por amor, de un hombre con insomnio que se entretiene con la mano, de un incendio basado en hechos reales... Son relatos que he ido escribiendo a lo largo de muchos años ya que también he impartido muchos talleres de cuentos. 160 páginas del género más difícil, para mí. Con la novela te puedes recrear más, pero en los relatos hay que ceñirse más a ciertas reglas, no hay que perderse en muchos meandros. Para mí es mucho más fácil escribir una novela que un cuento, para el que es necesario mirar alrededor para poder contar. Articularlo y darle forma ya es otra cosa". Un fallo lo tiene cualquiera, Mu Arae, El Viaje, El fantasma del lago Attesee, La carnada... "No veo mucha diferencia entre unos relatos y otros, lo que me hace pensar que mi voz es la misma desde hace mucho tiempo". "Lo cierto -añade- es que me divierto mucho escribiendo, me lo paso muy bien. No tengo eso de la pesadilla de la página en blanco. Además, hoy, con internet, escribir es mucho más fácil que antes, y aunque no te puedes fiar de todo lo que te dice, aporta documentación. Yo, además de leer bastante, para mi próxima novela, que es histórica, también he recurrido a internet. Hoy es así".

Vilches ha publicado dos antologías de relatos, Y se quedó en Al-Ándalus (Arambel) y Qué me cuentas (Páginas de Espuma). En 2006 publicó la biografía Fernando Quiñones. Las crónicas del hombre (Alianza Editorial). En 2015, la novela histórica La cabellera de fuego y en 2016 el poemario Poemas, plumas, pájaros. Además, ha colaborado en el Diccionario Biográfico editado por la Real Academia de la Historia con las biografías de Fernando Quiñones y Aquilino Duque.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios