Sevilla

Siete condenas y 19 detenidos en Sevilla por conducir sin carné

  • Varios conductores aceptan hasta cuatro meses de cárcel por circular sin licencia desde el 1 de mayo · Los fiscales avisan de que habrá más condenas

Comentarios 9

Diecinueve personas detenidas en Sevilla y siete ya condenadas por conducir sin carné. Ésta es la estadística resultante de los tres primeros días de aplicación de la reforma del Código Penal que contempla, por primera vez, la posibilidad de imponer penas de prisión a los conductores que no dispongan de permiso o los que lo hayan perdido al haber agotado todos sus puntos.

Los 19 detenidos por la Guardia Civil sitúan a Sevilla a la cabeza del número de arrestos por estos delitos contra la seguridad vial, seguida a mucha distancia de los seis detenidos en Málaga, los cuatro de Huelva, y los tres de Granada y Cádiz. En Jaén, Córdoba y Almería se practicaron dos detenciones por conducir sin permiso en cada una de estas provincias. En total, han sido arrestadas 41 personas, de ellas una única mujer, en la comunidad autónoma por este delito, la mayoría de los cuales carecía del permiso de conducir tipo B.

La mayoría de estos procedimientos se están tramitando como juicios rápidos y muchos de ellos se están resolviendo incluso en los juzgados de guardia, donde los conductores pueden admitir su responsabilidad y lograr una reducción en un tercio de la posible condena. Entre los días 1 y 3 de mayo en el juzgado de guardia de Sevilla se han dictado 14 sentencias condenatorias por delitos contra la seguridad vial, siete de ellas por conducir con una tasa de alcohol superior a la permitida y otras siete por hacerlo sin el carné.

"El número de detenciones y condenas es mayor porque todavía se están recopilando los datos", advierte Luis Carlos Rodríguez León, fiscal delegado de Seguridad Vial de Sevilla. De las siete condenas por conducir sin autorización, tres de ellas se han resuelto con penas de entre los dos y cuatro meses de prisión, y en los otros cuatro casos los conductores han aceptado el pago de una multa de ocho meses -con una cuantía que oscila entre los 720 y 1.440 euros- y la realización de 20 días de trabajos en beneficio de la comunidad.

La conformidad de los conductores con las penas de prisión y el hecho de carezcan de antecedentes penales, ha permitido en todos estos casos suspender la ejecución de la condena, aunque esta remisión está vinculada a que no vuelvan a cometer "ningún delito" durante los próximos dos años, explica Luis Carlos Rodríguez León.

El fiscal delegado de Seguridad Vial de Sevilla sólo tiene un mensaje para los conductores que todavía circulan sin la correspondiente autorización. "Que se saquen el carné. No puede ser que la gente se examine para obtener el permiso, que pague sus impuestos, y haya quien circule sin carné".

El representante del Ministerio Público considera que la reforma del Código Penal que endurece estas infracciones puede concienciar a los conductores para que no se pongan al volante sin carné. "El legislador ha puesto coto a los sin papeles. La idea es erradicar este tipo de conductas de ciudadanos que circulan sin permiso. Otra cosa es que se pueda coger al cien por cien de los infractores, pero el que conduzca sin carné ya no se va a escapar con una simple multa".

El delegado de la Fiscalía de Seguridad Vial insiste en las posibles repercusiones para los conductores que sigan sin carné. "Si el conductor que ha sido condenado por circular sin carné y al que se ha suspendido la pena comete un delito en los próximos dos años, cualquiera que sea, tendrá que cumplir la pena. Lo mismo le ocurrirá al conductor que no pague la multa que le pueda ser impuesta: tendría que ingresar en prisión".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios