Contenido Patrocinado

¿Por qué motivos es beneficioso hacerse una rinoplastia?

  • Esta operación no solo tiene objetivos estéticos sino que mejora la respiración

¿Por qué motivos es beneficioso hacerse una rinoplastia? ¿Por qué motivos es beneficioso hacerse una rinoplastia?

¿Por qué motivos es beneficioso hacerse una rinoplastia?

A menudo escuchamos a hablar de operaciones estéticas que tienen el objetivo de mejorar alguna imperfección de nuestro cuerpo que no nos gusta. No obstante, lo cierto es que existen algunas de este tipo de intervenciones que, más allá de hacernos sentir mejor con nuestros cuerpos y conseguir que superemos algunos de nuestros peores complejos, también tienen fines positivos para la salud.

Hablamos por ejemplo del caso de la rinoplastia. ¿De qué se trata? Es un procedimiento quirúrgico que puede producir cambios en el aspecto, estructura y función de la nariz. ¿De qué manera se realiza? A partir de la reducción o el aumento de su tamaño, el cambio de la forma de la punta de la nariz, el estrechamiento de la anchura de sus alas o el cambio del ángulo entre la nariz y el labio superior.

Esta operación necesita de profesionales que gocen de un gran refinamiento quirúrgico, debido a que cada nariz es extremadamente diferente

Como se ha comentado, la rinoplastia puede ayudar a corregir defectos de nacimiento, lesiones nasales y algunos problemas respiratorios, por lo que es mucho más que una operación específicamente estética. De hecho, muchos de los pacientes que se someten a esta intervención lo hacen porque hasta puede realizarse cirugía nasal interna para mejorar la respiración al mismo tiempo que se lleva a cabo una rinoplastia.

Hacerse una rinoplastia en Madrid es garantía de éxito con el Cirujano Plástico Jorge Aso. Entre su enorme trayectoria, este doctor puede presumir de ser Doctor en Medicina con la máxima calificación (sobresaliente Cum Laude) tras completar su tesis doctoral sobre Morfometría Geométrica Craneofacial (estudio tridimensional de formas de la cara y el cráneo). Pero es que, además, este profesional de la cirugía plástica resultó ser el ganador del Premio al Cirujano Plástico más relevante de España en 2015 por el prestigioso portal Doctoralia.

Este tipo de cirugía requiere de una técnica individualizada a cada caso para poder lograr los resultados óptimos a cada paciente. La experiencia del Dr. Aso hace que la seguridad en todos los tratamientos sea idónea y que todos los pacientes sientan que tienen a su disposición a los mejores especialistas.

Cómo se realiza la intervención

Tras una primera consulta donde el paciente podrá conocer de primera mano los detalles del procedimiento, es importante que el cirujano conozco con exactitud todo lo que debe realizar durante la operación. Para ello, será indispensable tomar las medidas de la nariz que sean necesarias, ya que con ellas el profesional va a desarrollar un estudio para conocer qué técnicas debe utilizar en cada caso.

Antes de la operación, se realiza una simulación donde cada paciente podrá ver una réplica en fotografías de lo que será su futura nariz. Para ello se utiliza un software especial que permite simular con imagen esta parte del cuerpo, permitiendo que se pueda modelar al gusto de cada persona y hacer comparativas con la imagen actual.

La duración de la operación es de unas 2 o 3 horas, y no necesita de más de una noche de ingreso. Al contrario de lo que se dice, no es una intervención dolorosa, aunque sí molesta por los días venideros. Y es que los primeros 2 días, el paciente necesitará llevar tapones en los orificios nasales y el uso de la férula se va a alargar hasta la semana. Tras 3 o 4 días de molestia (dependiendo de cada paciente) y una semana de recuperación, ya se está preparado para volver a la vida normal. No obstante, aunque el cambio se ve desde el primer momento, no será hasta los 6 meses y 1 año cuando se vea el resultado definitivo por no existir ya ninguna hinchazón.

La importancia de la nariz en el rostro

La nariz es uno de los elementos más importantes de la estética facial. Esto es debido a dos motivos principales: en primer lugar, por su posición. Esta parte del cuerpo se encuentra en el centro de la cara, siendo de este modo lo primero que se mira cuando nos dirigimos a alguien. En segundo lugar, porque sobresale fuera de la cara, por lo que es visible en múltiples posiciones. Esto hace que muchas personas hayan experimentado complejos o manías con sus respectivas narices.

Realmente, la nariz es una parte de nuestro cuerpo que otorga mucha personalidad y distinción a las personas, debido a que todas ellas son diferentes y vertebran el rostro de las personas. Anatómicamente, cada una tiene variaciones en el grosor y en el tamaño de los cartílagos y los huesos, el grosor de la piel o la forma del rostro, además de influir otros factores como la edad del paciente o la herencia. Realizar un cambio es posible: la rinoplastia es probablemente la cirugía con resultados más estables en el tiempo.