Sevilla

La tensión crece en el Polígono Sur con dos familias enfrentadas

  • Dos tiroteos se registraron durante el domingo en Las Vegas sin que ninguna persona resultara herida por los disparos.

Comentarios 18

El Domingo de Ramos fue una jornada muy tensa en el Polígono Sur, donde dos familias protagonizaron varios enfrentamientos a lo largo del día y llegaron a disparar en varias ocasiones, sin que se registrara ningún herido. Los tiros fueron intimidatorios, pero no es la primera vez que en el Polígono Sur muere alguien alcanzado por una bala perdida. La Policía fue requerida en dos ocasiones, una por la mañana y otra por la noche.

En ambas llamadas se alertaba de los disparos, si bien oficialmente no se ha abierto una investigación al no hallar ni pruebas ni testigos que quisieran relatar lo ocurrido. Las dos familias residen en la barriada de Martínez Montañés, la zona del barrio que se conoce como Las Vegas.

El representante vecinal de esta zona, Rafael Pertegal, envió a este periódico una carta el pasado viernes denunciando las carencias que sigue sufriendo Las Vegas. En ella, pedía a la comisionada para el Polígono Sur, María del Mar González, una mayor celeridad en las decisiones. "No se puede tardar, por ejemplo, entre ocho meses y un año para entregar las viviendas, ya sean las rehabilitadas o las que se vayan a conceder con la condición de autorreparación".

El presidente de la asociación de vecinos Martínez Montañés lamentó también que el barrio lleve años lastrado por la "carencia casi absoluta de las comunidades de vecinos y el crecimiento desconocimiento de quiénes habitan en muchas viviendas".

En este sentido, refiere incluso un episodio que le ocurrió el 7 de abril, cuando coincidó con dos trabajadoras que le dijeron que estaban comprobando las familias que habitaban en los pisos. "Me llevé la sorpresa cuando observé que se limitaban a preguntar si allí vivía Juan, Pedro o Antonio y no los identificaban a través de algún documento. Les pregunté por qué no les pedía que enseñaran algún carné y me respondieron que ellas no eran policías para hacerlo. Con el fraude, las triquiñuelas y ocupaciones ilegales que tenemos en determinadas zonas, es incomprensible que las administraciones competentes no comprueben la identidad de quienes ocupan sus viviendas".

Pertegal critica en su misiva que los políticos sólo visiten el barrio "cuando se celebran elecciones, con caras muy sonrientes y prometiendo remedios para todos los males". El representante vecinal añade que "han pasado más de 25 años desde que empezaron los problemas sociales, hasta la fecha, después de tanto tiempo, no se ha obtenido la normalización de las partes más dañadas del barrio a pesar de los 'esfuerzos' de las administraciones". "Nuestros barrios no pueden seguir soportando, como hasta ahora, la ineptitud de quienes deben tomar las decisiones necesarias", dice Pertegal, que admite que la llegada de la nueva comisionada ha traído "aire fresco" y que la colaboración con ella es la clave para "salir del atolladero".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios