EnRedados

Un 40% de jóvenes pierden horas de sueño por las redes sociales

  • Varios estudios alertan sobre los riesgos del abuso de las nuevas tecnologías. Te enseñamos a detectarlos y te aconsejamos cómo prevenirlos

Adolescentes con móviles en clase. Adolescentes con móviles en clase.

Adolescentes con móviles en clase.

Las estadísticas muestran que los adolescentes usan las redes sociales cada vez más tiempo, con el riesgo de sufrir distintos tipos de trastornos o, incluso, enfermedades. Los especialistas ya no tienen duda: estas plataformas sociales se encuentran muy vinculadas a la salud mental. En suma, hay quien se aventura a decir que los niños están creciendo con mayor ansiedad y menor autoestima.

Muchas horas online

En España, más del 40% de los jóvenes españoles de entre 14 y 24 años admite que pierden horas de sueño por estar en las redes sociales, según un estudio del Centro Reina Sofía.

Cuando no están en la escuela o haciendo sus deberes, pasan demasiadas horas en línea, bien delante de una tablet, ordenador o smartphone. Su forma de comunicarse no es la misma que hace años. Parte de su estilo de vida pasa por relacionarse de forma online. Una escena cada vez más común es ver a un grupo de jóvenes reunidos, sin mirarse ni hablarse, pero pegados a un móvil. Están aprendiendo a comunicarse mientras miran una pantalla, no a otra persona.

Ejemplo a seguir

Pero ojo, no toda la culpa la tienen ellos. Los hijos son esponjas también de lo que ven en sus casas. No vale eso de “no quiero que estés todo el día con el móvil” si los mayores no dan igualmente ejemplo. Es por ello que es fundamental educar siendo modelos a seguir y no lo contrario. Predicar con el ejemplo, nunca mejor dicho. Además, los expertos apuntan a que se deben refrendar una serie de normas de uso en los hogares, así como en los centros escolares. Subrayan también que las familias deben acordar cuándo y dónde está bien conectarse. Así como limitar el acceso a las redes, como cuando están en sus habitaciones.

Riesgos

Algunos estudios señalan que usar un mayor número de redes sociales multiplica por tres el riesgo de sufrir depresión y ansiedad. Si bien, un estudio reciente del Consejo de Investigación Económica y Social de Reino Unido vincula el uso de las redes sociales a un aumento del riesgo a padecer depresión entre las adolescentes, que tienen el doble de posibilidades que los adolescentes de presentar síntomas vinculados a esta enfermedad.

Los investigadores a cargo del estudio han indicado que la principal causa es el acoso online, la falta de sueño y la baja autoestima que presentan. Para muchos el ser popular se ha convertido en todo un reto. Hay quienes cuentan más amigos en Instagram que en la vida real, o quienes buscan la felicidad a base de acumular ‘like’ o ‘Me gusta’. Copian frases inspiradoras de Google, la adjuntan a una foto retocada con filtros y hacen creer una vida llena de plenitud. El problema es que se convierte en una cadena que otros intentar calcar convirtiéndose en una competición de quién lleva una vida mejor, irreal claro está.

Por otra parte, el estudio señala que las menores de 14 años utilizan más las redes sociales, de las cuales dos quintos hacen uso de ellas más de tres horas al día, mucho menos que los adolescentes.Un 12% de aquellas que las utilizan poco y un 38% de las que sí hacen un excesivo uso de las redes sociales, más de cinco horas al día, muestran signos de depresión.

Según el estudio, un 40% de las niñas ha sufrido acoso vía online o ciberbulling, una cifra que gira en torno al 25% en el caso de los niños. Los problemas para conciliar el sueño afectan al 40% de las menores frente al 28% de los adolescentes que sufren insomnio. Tanto la ansiedad como la falta de sueño están vinculadas a la depresión.

Las redes en España

Otro estudio de Iab.Spain de 2018, señala que los jóvenes entre los 16 y 23 años, también llamados generación Z, son los que más tiempo dedican a las plataformas sociales a la vez que son los que usan un mayor número a la vez. Este grupo de jóvenes se decantan por Instagram, WhatsApp y Youtube. Sin duda, es la generación más activa en redes sociales y la que más tiempo pasa conectada. Los también conocidos como millennials (de 24 a 38 años) se inclinan más por WhatsApp y Facebook.

En términos generales, en España hay 39,4 millones de personas que se conectan a internet y 27 millones a redes sociales, mientras que 37,2 millones de personas usan teléfono móvil. En el caso de España, el 92% de los usuarios se conecta diariamente; el 6% al menos una vez a la semana y el 2% como mínimo una vez al mes. El tiempo que los usuarios españoles pasan en internet es de 5:20 horas diarias; en televisión, de 2:53 horas; en redes sociales 1:38 horas y escuchando música en “streaming” o por transmisión directa en internet, 45 minutos.

Abuso de pantallas

Las consecuencias del abuso de las pantallas de móviles o tablet es un campo aún en pleno examen. No obstante, un estudio canadiense señala que lastra el desarrollo cognitivo de los más pequeños. Encuentran una relación muy directa entre el uso de las pantallas y la inteligencia de los niños, en un periodo crucial para su desarrollo. El estudio insta a pediatras, padres, educadores y políticos que impulsen una limitación del tiempo de pantalla recreativo.

Uso responsable

Por último, hay que subrayar que las redes sociales no son nada malo, ni para jóvenes ni mayores. La clave está, como en tantas otras cosas de la vida, en saber darle su uso adecuado. En educar a los más pequeños, tanto en escuelas como en hogares, a racionalizar su hábito. En hacer un uso responsable de las nuevas tecnologías de la información y comunicación.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios