Duelo de intereses contrapuestos

  • El Sevilla Atlético, que encadena tres derrotas consecutivas, intentará plantar cara al Huesca, líder en solitario

  • Tevenet recupera a Álex Muñoz y Pejiño debuta en la convocatoria

Duelo de extremos, de contrastes. De trayectorias diametralmente opuestas. De luces y sombras. El Sevilla Atlético, penúltimo clasificado, recibe al Huesca, líder en solitario. Y aunque la esperanza es lo último que se pierde y las batallas no pueden darse por perdidas antes de tiempo, no soplan vientos favorables por tierras hispalenses, donde los pupilos de Luis García Tevenet encadenan ya demasiados sinsabores.

En la temporada del primer filial sevillista se pueden contar con los dedos de una mano las alegrías festejadas. Y alguno hasta dirá que le sobran dedos, pues sólo dos victorias lucen en su casillero. Pero las matemáticas aún no han dictado sentencia, y si de algo puede presumir el Sevilla Atlético es de luchar hasta el resuello.

Con la derrota ante la Cultural Leonesa aún escociendo, sobre todo por cómo se produjo -de marcharse al descanso con 0-1 se pasó, en menos de cinco minutos, al 2-1-, el conjunto nervionense deberá hacer de tripas corazón y echar mano del coraje suficiente para frenar al Huesca, que se las promete muy felices en su viaje al sur.

Aquella oportunidad perdida en territorio leonés deberá espolear al equipo de Luis García Tevenet para sacarse la espina, la última, clavada por las formas en las que se cayó y por tratarse de un rival directo en la lucha por la salvación. Esa que ya está a 11 puntos.

Para el próximo partido, el entrenador sevillano tendrá que hacer frente a varias ausencias. A la baja por lesión de Borja San Emeterio se suma por sanción la de Yan Eteki, expulsado en el tiempo añadido ante la Cultural.

Tampoco estará Berrocal, recién aterrizado en Sevilla tras la disputa de la 44ª edición de la Copa Atlántica con la selección sub 19, en la que España se impuso en la final a Japón (2-0). En su lugar podría salir Konyk. Duda hasta última hora será Pozo, compañero de Berrocal en la Copa Atlántica.

Quien sí podría jugar es Álex Muñoz, recuperado de sus dolencias, aunque la principal novedad es la entrada en la convocatoria del delantero del Sevilla C Pejiño.

También Rubi deberá cambiar los esquemas habituales de su Huesca, pues el delantero Cucho Hernández, autor de 11 goles, estará de baja dos meses por una fisura en el tercio proximal del quinto metatarsiano del pie izquierdo.

Por acumulación de amonestaciones se perderá el encuentro el centrocampista Lluís Sastre. Por contra, Moi Gómez, fichado en el mercado invernal procedente del Sporting, cuenta las horas para debutar con su nuevo equipo.

Luchar hasta el final. Esa es la consigna del Sevilla Atlético, que se aferra a las matemáticas, inapelables en cuestiones de salvación, para revertir su racha de tres derrotas consecutivas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios