Una frase que dejó una heridita en el orgullo de Fazio

  • El central no quiere hablar de su cambio en Granada y la justificación que entonces dio Míchel

Fazio, habitualmente frío y aparentemente apático tanto en el campo como fuera de él, demostró ayer que tiene su corazoncito y que en él guarda una heridita que le dejó cierta frase de Míchel. El argentino se postula como el relevo del sancionado Botía en la próxima cita liguera ante el Mallorca, después de que saliera del equipo en el descanso de la segunda jornada de Liga, aquel partido en Granada que el Sevilla empató con diez hombres tras la expulsión de Diego López. Entonces, Míchel sacó a Botía tras el intermedio por Fazio y justificó así el cambio: "Necesitábamos un poco más de tranquilidad. Botía nos ha dado más estabilidad y seguridad. Fede ha tenido un día malo, pero en otras muchas ocasiones nos ha dado mucho y nos lo va a dar".

Ayer, el central fue preguntado por esta frase y no esquivó la respuesta: "No, no, prefiero no hablar de eso. Son cosas que dijo él, deberían preguntarle a él, no a mí", dijo locuaz y serio.

El rendimiento del futbolista de 25 años siempre está en entredicho entre analistas y aficionados, pero él prefiere mantenerse al margen de todo lo que sugiere la simple mención de su nombre. "Esto es muy largo, como todos los años, hay muchos partidos y hay que estar preparado para, cuando toque, dar la capacidad de cada uno", dijo el bonaerense, quien entiende que ahora jueguen Botía y Spahic: "Hay que saberlo entender y cuando toca estar fuera siempre hay que apoyar al grupo, no somos 11, somos 24 jugadores".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios