Experimentación bienhumorada

No microphones were used on this album, reza el libreto. Toma ya toma de postura (y de sonido). La octava entrega larga del dúo marciano deja casi para el final (aparente) el corte que da título al álbum, una intimidante, mutante y a la postre hermosa pieza de 24 minutos construida a modo de suite. Hasta entonces impera un cierto sentido del humor -no es la primera vez que se apunta que cada vez están más cerca de The Residents- que hasta les lleva a reconstruir una pieza barroca en clave electrónica -Les folies francaises-. Escondidos van dos cortes sin título.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios