Desde mi córner

Luis Carlos Peris

Una clientela tan fiel ha de ser correspondida

LA irrupción del Betis estuvo acompañada de una multitud de fieles y eso indica algo indiscutible, que el Betis, por siempre y para siempre Real Betis Balompié, jamás da un paso en solitario. Con la competencia de un apasionante Francia-Alemania de gratis total, varios miles de béticos prefirieron acudir al Villamarín para ver la presentación de los uniformes del nuevo curso. Vamos, que no se presentaba estrella alguna para tanto fervor.

Y de esta manifestación de fidelidad deberían sacar conclusiones los actuales mandatarios. No hay por qué llegar a promesas tan falsas como un hogar del pensionista o una piscina sólo para béticos. Tendrían que responder a esa sobredosis de fidelidad con una gestión ordenada y eficaz para que el equipo devuelva algo de lo que recibe de la grada. Harto de estar harto, sin embargo el bético continúa apiñado en apoyo de un equipo que a ver si de una vez funciona.

Hay que esperar resultados para un riguroso examen de la cosa, pero quisiera ser optimista y lo que ocurre es que ya no me sale mezclar la realidad con el deseo. Haciendo un esfuerzo a la caza y captura de un rapto de optimismo, hay que convenir que las adquisiciones de este verano no llegan con la fecha de caducidad ya cumplida. Juventud contrastada y calidad probable son cualidades que impelen a un estado de ánimo más en consonancia con lo que el bético demanda y merece.

Sí sería el remate que esas rémoras que no tienen ni pueden tener sitio en el vestuario salgan más pronto que tarde. Se ponga la AFE como se ponga, futbolistas con la actitud de Van der Vaart están de más. En mi larga trayectoria profesional jamás vi un comportamiento más inadmisible que el de este holandés y bien harían los clubes en montar el dispositivo adecuado para quitarse de encima lacras como ésta. Sería otro paso más para que el bético esté orgulloso de serlo.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios