desde mi córner

Luis Carlos Peris

La cobardía del juez fue lo peor

Con lo estricto que es Teixeira de forma habitual choca que no haya denunciado a Casillas y a Mourinho

NUEVAMENTE el balón en juego con una sabatina en la que estarán los dos colosos y la persistencia de unos rescoldos que no dejan de calentar. Lo último, y para que no se aburra nadie, la irrupción de un individuo que se autodenomina portavoz de Mourinho y que desparrama insultos a futbolistas del Barça a la par que confirma que su jefe, o lo que sea, esperó a Teixeira para insultarle en el parking subterráneo del Camp Nou. Y si esto se añade a lo que Iker Casillas le dijo al árbitro en el mismo campo a la terminación, la extrañeza es total al ver cómo la víctima de estos lances esconde la cabeza y no refleja nada en el acta.

Parece mentira la dejación de funciones de árbitros y comités disciplinarios en esta apasionante eliminatoria de Copa del Rey. Si fue escandaloso que Competición no entrara de oficio para sancionar a Pepe, lo de Teixeira ahora es para que cuelgue el silbato y se dedique a otra cosa. Con lo puntilloso y estúpidamente autoritario que fue aquella noche de derbi sevillano en que no le permitió al Betis vestir como llevaba vistiendo durante casi un siglo, ahora ha metido la cabeza bajo el ala y ha mirado para otra parte en un alarde de cobardía que le inhabilita moralmente para seguir impartiendo justicia. Otro duro con las espigas y blando con las espuelas.

Iker Casillas, en un gesto que le honra, se ratificó en aquello que le dijo al árbitro a la terminación, lo de "ahora te irás de fiesta con ellos", y no lo hizo constar en el acta. Los insultos de Mourinho tras esperar que llegase al coche tampoco los hizo saber en lo que podía haber sido un anexo al acta. Ha sido esta cobarde actuación arbitral, que no fue más que la continuación de su comportamiento durante los noventa minutos, el escándalo más elocuente de una eliminatoria tan rica en fútbol como en arbitrariedades. Ha sido lo más porque darle al autollamado portavoz cancha es como ofrecerle margaritas a los cerdos. Y hoy, fútbol otra vez, que no decaiga.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios