editorial

El nuevo Fibes: la gran oportunidad

EL gobierno municipal inauguró ayer de forma oficiosa el nuevo Palacio de Exposiciones y Congresos de Sevilla (Fibes), un edificio extraordinario desde el punto de vista arquitectónico nacido gracias al talento de su autor, Guillermo Vázquez Consuegra, y que está llamado a ser el principal activo de la ciudad para escalar posiciones en el mercado de convenciones y congresos, una de las actividades estratégicas del sector turístico. Su terminación pone así fin a un largo y tortuoso proceso que ha durado más de cuatro años, y que provocó un notable incremento del coste del edificio; fundamentalmente por la decisión del anterior Ayuntamiento de contratarlo a un precio irreal que después tuvo que modificarse; y con tres direcciones facultativas distintas: diseño arquitectónico, ingeniería y ejecución de los trabajos. El Palacio de Congresos, pese a todo, es ya una realidad rotunda. Deslumbrante. Y acaso sea el símbolo de que Sevilla puede, si trabaja en la dirección adecuada, posicionarse en el exterior con una oferta urbana de calidad. Dependerá de la habilidad del actual equipo de gobierno sacarle el máximo partido a las instalaciones y lograr que su existencia se traduzca en términos de empleo. El equipo de Zoido, que durante su etapa en la oposición, e incluso hasta hace semanas, tan sólo enjuiciaba este proyecto en términos críticos, denunciando "el dispendio" que, a su juicio, supuso su construcción, empieza ahora a dar un tratamiento mucho más institucional a este edificio. Bienvenido sea. Fibes, que cuenta con el auditorio más grande de España, es parte de la herencia política que el actual gobierno local recibe del anterior. Una herencia que, en cualquier caso, el Ayuntamiento del PP tiene la obligación de poner en valor y al servicio de los intereses de la ciudad. Los hechos, sin embargo, se imponen: Sevilla necesitaba este equipamiento congresual desde hace más de una década. El reto ahora es gestionarlo de forma integral, sin limitarse a actos culturales puntuales, para que los beneficios que pueda generar se traduzcan en puestos de trabajo.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios