El Ayuntamiento reactiva su ofensiva contra las infracciones de tráfico

  • La Policía Local vuelve a patrullar los distritos acompañada por la grúa y se centra en la doble fila y en los aparcamientos sobre las aceras, pasos de peatones, vados y rebajes.

Comentarios 31

El Ayuntamiento de Sevilla ha vuelto a reactivar su ofensiva contra las infracciones de tráfico y ha enviado un recordatorio a la Policía Local para que denuncien todos aquellos vehículos aparcados en doble fila y sobre las aceras, así como aquellos que estén obstaculizando vados y rebajes de minusválidos y pasos de peatones. Para ello se ha vuelto a sacar la grúa por los distritos en horario de mañana y de tarde, recorriendo varios itinerarios por distintas zonas de la ciudad con varias grúas para retirar todos aquellos turismos mal estacionados. Además, los dos coches ponemultascon los que cuenta ya la Policía Local están patrullando a pleno rendimiento.

Todo este plan se pone en marcha después de una Feria de Abril que ha sido especialmente activa en cuanto a multas, con cientos de denuncias a conductores en el entorno del recinto ferial. Buena parte de las sanciones han ido también contra las motocicletas y ciclomotores aparcados de manera indebida. Prueba de esta frenética actividad denunciadora es la fotografía que acompaña esta información, en la que dos agentes de la Policía Local muestran sonrientes el fajo de multas que han impuesto durante la Feria. Uno de los policías llega incluso a realizar el símbolo de victoria con su mano derecha, en una imagen que fue tomada con un teléfono móvil en la comisaría.

Tras la Feria, la Jefatura de la Policía Local ha enviado a sus agentes un recordatorio para volver a poner en marcha la campaña contra las infracciones de tráfico. En los últimos años el plan municipal contra la doble fila y el estacionamiento indebido se ha convertido en una de las principales obsesiones del gobierno local. Además de organizar patrullas por los distritos con las grúas, el Ayuntamiento ha puesto en marcha una batería de medidas para mejorar la fluidez del tráfico, sin olvidar que las multas se han convertido en una de las principales fuentes de ingresos de las arcas municipales.

Así, el Consistorio adquirió 140 teléfonos móviles de última generación para facilitar la labor de los agentes municipales. Estos aparatos están conectados con el Negociado de Multas del Ayuntamiento, por lo que las denuncias se tramitan al instante, y además están acompañadas por fotografías del vehículo. De esta forma se dota de una mayor garantía legal a las sanciones.

A esta medida se le une la adquisición de un segundo vehículo de disciplina vial o coche ponemultas. Esta nueva unidad es capaz de realizar fotografías que captan con toda nitidez las matrículas de coches mal aparcados circulando a una velocidad superior a 50 kilómetros. En 2012, cuando sólo había un ponemultas, este vehículo impuso más de 18.000 sanciones, lo que supuso un 20% del total.

Otras novedades en esta ofensiva municipal contra las infracciones de tráfico son la reactivación de las cámaras de vídeo del carril bus en contrasentido en la Ronda Histórica, que llevaban años desconectadas; así como la instalación de seis cámaras de fotorrojo, para denunciar a los coches y motos que se salten los semáforos en rojo. Se han colocado en tres avenidas de la ciudad -Carlos III, Ronda del Tamarguillo y Alcalde Luis Uruñuela- y en el periodo de pruebas ya captaron casi 500 infracciones diarias.

El año pasado se cerró con un total de 152.880 denuncias, lo que supone una media de 418 sanciones al día y una bajada del 5% en relación con el ejercicio anterior. Hay que tener en cuenta para explicar esta bajada que hubo un mes -abril de 2012- en el que apenas se pusieron multas porque la Polcía mantuvo una huelga de bolis caídos y que el número de coches que circulan a diario por la ciudad es cada vez menor como consecuencia del paro y la crisis económica. Los estacionamientos indebidos coparon más de tres cuartas partes de las denuncias de 2012.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios