Andalucía

Andalucía es la quinta región con mayor ritmo de vacunación del Covid

Un sanitario administra una dosis de la vacuna contra el Covid a un habitante de una residencia de Armilla (Granada) Un sanitario administra una dosis de la vacuna contra el Covid a un habitante de una residencia de Armilla (Granada)

Un sanitario administra una dosis de la vacuna contra el Covid a un habitante de una residencia de Armilla (Granada) / Photographerssports

Los profesionales sanitarios del SAS habían puesto hasta el domingo 26.464 vacunas contra el Covid-19 en las residencias y centros de salud y hospitalarios de Andalucía. Es el 37,24% de las algo menos 70.000 que llegaron entre el 27 y el 30 de diciembre, en el primer envío realizado por el Gobierno a partir de las dosis que llegan desde las fábricas de Pfizer y BioNTech. El dato es muy superior a la media estatal, que no llega al 20% de ese primer contingente del inyectable que supondrá el inicio del fin de la pandemia de coronavirus y sitúa a la comunidad como la quinta con mayor ritmo de inmunización, sólo por detrás de Canarias, Asturias, Galicia y Navarra.

Los datos oficiales del Ministerio de Sanidad se hicieron públicos a última hora de la tarde de ayer y ofrecen porcentajes mucho menores, ya que incluyen el paquete de vacunas distribuido ayer desde Guadalajara, donde llegan las dosis desde la fábrica que Pfizer tiene en Bélgica. Entre los dos envíos –tres, si se incluye el simbólico del 27 de diciembre–, a España han llegado un total 718.575 dosis. 140.295 están en Andalucía, el 19,54%. El porcentaje de vacunas administradas que ofrece el Gobierno central es la mitad del admitido por la Junta, ya que el conteo auntonómico no incluye las casi 70.000 dosis que llegaron ayer.

En cualquier caso, el propio consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, sacó pecho ayer de los datos de la comunidad en una jornada marcada por la polémica por el bajo ritmo de inmunización de la mayoría de autonomías. En muchas no se pusieron vacunas en los días festivos de la Navidad, al contrario que en Andalucía. “No hemos parado de vacunar estas fiestas; se ha vacunado el día 31 y el día 2”, dijo Jesús Aguirre en Baena, donde ayer se estaba vacunando a los profesionales sanitarios.

Hasta ayer se había inmunizado ya a los residentes y trabajadores de 185 residencias de mayores, un 15% las más de 1.100 que hay en la comunidad, informó Aguirre. El objetivo de la Consejería de Salud es que el 14 de enero se haya puesto la primera dosis en todos los asilos de la comunidad. En este segundo envío se prevé acelerar la inmunización de esta parte de la población diana, ya que en la semana que empezó ayer se pondrá la vacuna al personal y los habitantes de 445 residencias. A estos equipamientos llegarán a través de 73 unidades móviles, pero las dosis del fármaco de Pfizer y BioNTech también se repartirán en 37 hospitales y 45 distritos de Atención Primaria por toda la región.

“Esto va a ser un maratón”, admitió Aguirre, quien se mostró confiado en que se vaya “cogiendo velocidad” según vayan llegando las dosis. La intención del Gobierno andaluz es tener un “volumen importante” de la población inmunizada a finales de la primavera o principios de verano. “Aunque lleguen muchísimas vacunas, tendremos capacidad de ponerlas”, garantizó el titular de Salud, que espera que en febrero la población de las residencias este inmunizada para continuar con el personal sanitario y sociosanitario y, después, con las personas mayores con factores de riesgo. Según explicó el consejero, los centros de salud se pondrán en contacto con estas personas en función de su edad y sus patologías para ir a vacunarlos a su domicilio en caso de que tengan movilidad reducida.

La Junta guarda un remanente de dosis "de seguridad"

El titular de Salud desveló que la Consejería de Salud guarda un remanente “de seguridad” de cada envío para tener suficientes en el momento de administrar la segunda dosis. “Confiamos plenamente en que Europa y Pfizer nos manden las vacunas en tiempo y forma”, apuntó el titular de Salud antes de explicar que estas dosis se conservan en los almacenes de Sevilla y Granada donde se mantienen a 80 grados bajo cero.

El consejero participó ayer en el consejo territorial presidido por los ministros Salvador Illa y Carolina Darias. El titular de Sanidad no se opuso la estrategia de la Junta, si bien consideró que no será necesaria una vez que lleguen varias entregas semanales con las 350.000 vacunas que envían desde Bélgica. Lo que sí descartó Illa, por el momento, es que España vaya a seguir los pasos del Reino Unido para espaciar la administración de la segunda dosis y tener así más viales para inmunizar, aunque sea parcialmente, a un mayor número de ciudadanos en un contexto de aumento de los contagios.

El ministro confía en que el número de dosis que llegan sea paulatinamente mayor según pasan las semanas para alcanzar el objetivo de inmunizar a “15 o 20 millones de personas” antes de mayo o junio. Según Illa, la aceleración del proceso de vacunación es posible, como demuestra cada otoño la campaña de gripe.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios