La ventana

Luis Carlos Peris

Abundancia de indignados vocacionales

PARECE mentira, pero hay que ver la intolerancia del personal, cómo arden las redes sociales con los comentarios de gente que no comprende que haya quien no dudó en guardar cola no más salieron a la venta las entradas para ver a Nadal y la compaña. Cómo braman con lo que consideran una barbaridad en estos tiempos de crisis indiscutible. Que si con el precio de uno de esos abonos se llena el carrito del supermercado, que si el manido tópico folclorista del pan y circo, que si con la que está cayendo... en fin que la peña se explaya en la censura de algo que no les compete. También hay algunos, para eso de que la excepción confirma toda regla, que tuercen a favor de gastarse el dinero propio como mejor le plazca al interesado. Éstos son los menos y pierden por goleada ante los que a diario se meten donde no les importa, que hoy es la Davis y mañana será otra cosa. Abundante sector de indignados vocacionales.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios