La ventana

Luis Carlos Peris

lcperis@diariodesevilla.es

Presunción de inocencia a la carta

Diligencia en estado puro, nada que ver con el comportamiento natural de esos políticos que se asombran ante la paja en ojo ajeno sin reparar en el pedazo de viga que tienen en el suyo. Ni presunción de inocencia ni madre que la trajo, leña al mono y a intentar borrar todo vestigio de su memoria. Uno de los más diligentes ha sido el alcalde de Cádiz, que a ver qué habrá hecho el pueblo gadita para tener un corregidor como ese. Con el ordeno y mando habitual de la izquierda va a quitarle el nombre a esa gran arteria que va de San Severiano al Carranza bordeando la bahía. Prisas magníficas en asuntos útiles y no para alancear al moro muerto que hoy es el rey Juan Carlos. Sin estar imputado en caso alguno, al hombre que nos convirtió en demócratas ya empiezan a poner sus ropas en almoneda sin juicio previo. Presunción de inocencia a gusto del consumidor.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios