Visto y Oído

francisco / andrés / gallardo

La confianza

LA redacción se cabrea, se planta ante los jefes y lo retransmiten por las redes sociales: no es la imagen más reconfortante de TVE, sacudida por todos los lados, especialmente el monetario, con otro presidente que ha dado otro portazo y una legión de directivos y mandos intermedios que briegan este corral de pollos sin cabeza.

La dirección de los Servicios Informativos de TVE tiene que ser uno de los retos epopéyicos más impresionantes de España, silla que necesita neutralizar todos los enemigos posibles, especialmente los sindicales, y buscar nexos entre jefes y tropa. Fran Llorente, casi nombrado a dedo por Rodríguez Zapatero por la repercusión de prestigio del Noticias 2, lo tenía más fácil. Tenía a muchos compañeros de su parte, por haber trabajado codo con codo con ellos, y además era el relevo de un comeniños y un tipo realmente antipático como Alfredo Urdaci. Llorente, que aprovechó un margen de confianza por parte de los sindicatos, estuvo ocho años, todo el viaje de ZP y la interinidad de una RTVE consentida por el entorno de Rajoy para llegar como querían: cortando cabezas. Aunque también tuviera su faceta comisaria, este director de Informativos supo remontar en audiencia (TVE por primera vez perdió entonces el liderazgo en los informativos) y creó unos noticiarios creíbles y diversos, complementados por otros programas de referencia: Los desayunos, Informe Semanal, 59 segundos, La noche en 24 Horas (con Vicente Vallés), Tengo una pregunta para usted…

Al actual director, Julio Somoano, le falta empatía. Entró con mal pie y no lima las asperezas, al contrario. Ha pretendido con desigual fortuna mantener cierta línea continuista de Llorente, lo que ha irritado aún más a los suyos (y a la audiencia muy del PP), pese a los gestos de complacencia hacia el Gobierno. No es buen comunicador, como se aprecia cada vez que sale en pantalla, y de olfato sobre programación y escaletas no parece estar muy dotado. La redacción le saca las uñas y el desastre es evidente.

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios