Toros En directo, Manuel Escribano, Borja Jiménez y Roca Rey en la Maestranza

DIRECTO Horario y dónde ver el 'Alumbrao'

Un museo de provincias

‘National Geographic’ coloca a nuestro Museo de Bellas Artes en el número 12 de España

Hace unos días la revista National Geographic ha publicado un artículo de José Alejandro Adamuz, titulado La guía definitiva de los museos esenciales de España (de más a menos). En ella establece una lista de los veinticuatro museos que recomienda visitar como prioridad ya sea por su arquitectura, por la importancia artística de sus obras o por el valor histórico de las colecciones que contienen. La mencionada relación está encabezada por el Museo del Prado en Madrid, y a continuación el Museo Guggenheim en Bilbao, el Centro Botín en Santander, el Instituto Valenciano de Arte Moderno en Valencia, el Museo de Arte Romano en Mérida, la Casa Museo de el Greco en Toledo, el Museo Nacional de Arte de Cataluña en Barcelona, el Centro Pompidou en Málaga, el Museo Thyssen-Bornemisza en Madrid, el Museo Arqueológico Nacional en Madrid, el Museo de Bellas Artes en Sevilla, el Museo Reina Sofía en Madrid, el Museo de Bellas Artes en Bilbao, el Museo de Arte Contemporáneo Helga de Alvear en Cáceres, el Museo Nacional de Escultura en Valladolid, el Museo de Arte Contemporáneo en Barcelona, el Museo de Arte Contemporáneo en León, el Teatro Museo Dalí en Figueras, el Museo Picasso en Málaga, el Chillida-Leku en Hernani, la Fundación Miró en Palma, el Museo Arqueológico de Cartagena y el Museo Casa Lis en Salamanca.

Esta clasificación es personal e intransferible del autor del artículo mencionado, pero creo que conviene leerla con atención y desde un punto de vista de ciudad, de Sevilla, estar informado de que la segunda pinacoteca de España, como nos gusta denominar a nuestro Museo de Bellas Artes, es uno más de los títulos del pasado que empiezan a oler a naftalina. En esa lista de museos a visitar nuestro Museo del Convento de la Merced, aparece el número doce, detrás de otros más recientes como el Centro Botín o el unánimemente admirado Museo Romano de Mérida. Pero también aparecen por delante el Pompidou de Málaga y la Casa del Greco en Toledo. Y eso que al museo de Sevilla lo sitúan por delante del Reina Sofía, que habrá opiniones al respecto y seguido de cerca por el Bellas Artes de Bilbao, que tiene en marcha una moderna ampliación con proyecto de Norman Foster y Luis María Uriarte de casi 30 millones de euros que a finales de 2024 o principio de 2025 aportará 6.500 metros cuadrados de nueva edificación y la remodelación de los 8.000 ya existentes, con lo que duplicará la superficie de 7.780 metros cuadrados que el de Sevilla tiene en la actualidad.

Podemos pensar con desdén que esta clasificación de museos es un error y que no merece la pena tenerla en cuenta, y que el nuestro es mucho más importante que todo eso, o bien prestar atención a los indicios que se van acumulando y tomar medidas para que sea un museo en toda la extensión del término en las próximas décadas o bien se quede para siempre en una notabilísima colección de grandes pintores, en los que ganan en el recuerdo Murillo y Zurbarán y nuestro especial afecto al retrato de Bécquer.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios