EDUCACIÓN ¿Hay colegio en Sevilla el 31 de mayo?

Desde mi córner

Luis Carlos Peris

¿Habrá venganza teutona por lo de Japón?

RETORNA el foco a centrarse en el Mundial y mientras galopa el crono en busca del apasionante Brasil-Alemania, Louis Van Gaal se erige en líder de popularidad. La decisión tomada el sábado de cambiar al portero titular por el suplente para la tanda de penaltis lo ha convertido en personaje del momento. Personaje con tirón porque el relevo sacó con bien la misión al detener dos de los penales que lanzaron los ticos en la muerte súbita.

Todo lo que se hace en el Mundial tiene una relevancia superlativa, pero la medida no es nueva. Aunque no es lo mismo el Mundial que el Carranza, un servidor vio lo mismo en el torneo gaditano de 2007. Jugaba el Betis de Cúper contra el Madrid de Schuster y en el minuto 90, el alemán quitaba a Casillas y metía a Dudek con vistas a la tanda de penalti. Un minuto después, falta al borde del área y Caffa la ponía en la escuadra para que ganase el Betis sin necesidad de penales.

A Van Gaal le salió el tiro por el cañón y a Schuster por la culata, y el holandés metió a su país en semifinales para la posibilidad de vengarse de la derrota que le infligió Argentina en la final del 78. Pero vayamos por orden, que hoy se repite en Belo Horizonte aquella final de 2002 en Yokohama. Entonces apareció Ronaldo para batir a Oliver Khan en dos ocasiones, pero hoy llora todo Brasil por la ausencia de Neymar y también por la del deslumbrante defensa que es Thiago Silva.

Esas ausencias condicionan este tiempo de vísperas y lo cierto es que no sabría decir cuál de esas bajas puede ser más dañina. Neymar fue decreciendo en sus prestaciones tras un arranque fantástico; Thiago ha ido de menos a más y con David Luiz protagoniza el rol que creíamos sería recitado por Sergio Ramos y Piqué, el de mejor pareja de centrales del Mundial. Partido tremendo en Mineirao, dos apisonadoras que apabullan más que juegan. Mundial en estado puro.

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios