Es el momento de hablar de Andalucía

Editorial

Tiempo habrá para tratar otros asuntos sin duda importantes, pero es el momento de hablar de los problemas de Andalucía

04 de noviembre 2018 - 02:31

Andalucía se ha convertido en estos días en uno de los principales frentes de la batalla política del país. Calentando motores ante la inminente campaña de las elecciones del 2 de diciembre, en los últimos días asistimos a un intenso desembarco de líderes nacionales que vienen a nuestra comunidad conscientes de que será el primer test electoral de la nueva situación política creada tras la moción de censura de Pedro Sánchez, una prueba que condicionará fuertemente tanto la vida interna de los partidos como las alianzas y estrategias de éstos. Así, tanto el PSOE (Pedro Sánchez llegó a celebrar un Consejo de Ministros en Sevilla), como PP y Ciudadanos, están continuamente paseando por la geografía andaluza a sus líderes. Esto, en principio, no debería suponer ningún problema. Son políticos españoles haciendo campaña en una región española. Sin embargo, sí se echa de menos una mayor atención a los verdaderos problemas de Andalucía en esta precampaña. Tanto la presión mediática como la propia inercia de los líderes, hacen que las propuestas sobre los problemas concretos de la comunidad (el alto paro, el impacto de las oleadas de inmigrantes, el déficit ferroviario, la crisis del modelo de la RTVA, etcétera) sean escasas y rutinarias. No negamos la importancia y trascendencia de los asuntos nacionales, pero aquí y ahora es el momento de hablar de los problemas concretos de Andalucía. La falta de aportaciones en este sentido, además de llamativa, es un claro desdoro para los ciudadanos. Es importante que los líderes andaluces exijan a sus centrales en Madrid tanto el conocimiento de los problemas concretos de nuestra comunidad como la necesidad de generar ideas y propuestas para superarlos. Andalucía es la región más poblada de España, con casi ocho millones y medio de habitantes, y sus asuntos no son menores. Nadie debería gobernar España sin tener esto muy claro.

También te puede interesar