Provincia

El Caraniño vuelve a las calles

  • El alcalde de Burguillos, Domingo Delgado Pino, ex policía nacional, anuncia que saldrá a patrullar por su pueblo por la falta de agentes municipales

  • Es un histórico policía de Sevilla en el que se inspira el personaje de Mario Casas en la película Grupo 7

Domingo Delgado Pino, alcalde de Burguillos.

Domingo Delgado Pino, alcalde de Burguillos. / José Ángel García

El alcalde de Burguillos, Domingo Delgado Pino, ha anunciado su intención de salir a patrullar las calles ante las bajas que sufre la Policía Local del municipio. Tres de los cuatro agentes que integran la plantilla llevan más de dos meses de baja. Así, Delgado ha tomado la determinación de incluir el trabajo policial en su agenda como alcalde.

Delgado Pino conoce bien este trabajo. Fue durante muchos años policía nacional, cuerpo en el que se conoce por el apodo del Caraniño, dadas sus facciones aniñadas. Formó parte del Grupo X, una de las unidades que se crearon en Sevilla en los años previos a la Exposición Universal de 1992. Este grupo tenía como objetivo la limpieza del centro de la ciudad, por entonces lleno de toxicómanos, traficantes y pequeños delincuentes. De hecho, aquella operación policial se llamó así, Limpieza. Otros grupos se dedicaron a barrios como el Polígono Norte, el Vacie o las Tres Mil Viviendas.

Se trataba de presentar una imagen moderna de la ciudad. El Grupo X, con Delgado entre sus miembros, detuvo a cientos de personas en la Alameda de Hércules, el Pumarejo, San Luis y calles próximas como Arrayán, donde se vendía una gran cantidad de droga entonces. La experiencia de aquella unidad inspiraría la película Grupo 7, de Alberto Rodríguez.

El protagonista, un policía recién llegado de Madrid interpretado por Mario Casas, estaría inspirado en Delgado Pino. A medida que iban deteniendo a traficantes llegarían también las traiciones de los confidentes. Se abrió un proceso judicial que acusó a los agentes del Grupo X de torturas y de pagar con droga a los informadores.

Fue el origen de lo que se llamó la mafia policial, un caso en el que todo giraba alrededor de una confidente, la Chari, que vendía droga en la calle Arrayán, y que en la película de Alberto Rodríguez se asemeja al personaje de la Caoba. Un grupo de asuntos internos se desplazó desde Madrid para investigar el grupo, después de que se recibieran de decenas de denuncias contra sus miembros. Se contaba entre los delincuentes que todavía hay quien lleva la marca de la culata de la pistola del Caraniño en la frente.

Mario Casas, en Grupo 7, interpretando un papel inspirado en Domingo Delgado. Mario Casas, en Grupo 7, interpretando un papel inspirado en Domingo Delgado.

Mario Casas, en Grupo 7, interpretando un papel inspirado en Domingo Delgado.

Varios de los policías, entre ellos Delgado Pino, llegaron a estar varios meses en prisión provisional, aunque luego terminarían siendo exculpados. El Caraniño acabaría saliendo de la Policía por unas lesiones sufridas en acto de servicio, provocadas por un disparo que lo dejó parcialmente sordo en el año 1991. Se jubiló en el año 2000.

Después de que se estrenara la película, Delgado concedió una entrevista al diario El País en la que recordaba haber tenido 76 lesiones en acto de servicio. "Cuando uno se introduce en un piso a comprar droga y te descubren, o pegas o te pegaban a ti. En 1991 recibí un disparo en la cara durante una intervención que me llevó a perder la audición de un oído años más tarde".

Delgado Pino rememoraba que cuando el Grupo X comenzó sus andanzas se vendía droga impunemente en todas las esquinas de Sevilla. "Nos encargaron acabar con aquello. Pero no hubo carta blanca ni presiones para aumentar las estadísticas. No hacía falta que nos dijeran nada. Sabíamos lo que teníamos que hacer. Y lo hicimos", dijo en aquella entrevista.

Su familia ha estado muy vinculada a la Policía Nacional. Su hermano Antonio también era policía y estuvo muchos años en Barcelona. Tiene un sobrino en el cuerpo y otro estaba en los grupos antidroga cuando falleció, en el año 2012, en un accidente al regresar a su casa, y chocar contra una furgoneta que circulaba por la A-66 en sentido contrario. . 

Años después de dejar la Policía, Delgado Pino dio el salto a la política local. Se presentó a la Alcaldía de su pueblo por el PP y ganó las elecciones en 2011. En 2015 pasó a la oposición y en 2019 ha vuelto a ser el alcalde. Ahora, una de sus primeras decisiones como alcalde ha sido la de salir a patrullar por la falta de policías locales. A buen seguro, los delincuentes más veteranos de Burguillos estarán ya buscando piso en otro pueblo.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios