Betis-Valladolid Pistoletazo a la verdad

  • El nuevo Betis de Rubi se estrena en el Benito Villamarín tras una pretemporada en la que ha dejado dudas

  • Pedraza, Fekir y Borja Iglesias, los fichajes que saldrán hoy a escena

Los jugadores béticos realizan un pasillo a Canales. Los jugadores béticos realizan un pasillo a Canales.

Los jugadores béticos realizan un pasillo a Canales. / Víctor Rodríguez

Comentarios 0

Tras 45 días de pruebas y ensayos, de conocer los nuevos métodos y de completar la plantilla, el Betis de Rubi se estrena en la Liga en el Benito Villamarín ante un Valladolid que, a diferencia de los verdiblancos, ofrecerá una versión muy reconocible y parecida a la del pasado año. Cuando Jaime Latre decrete el inicio del partido, la pretemporada quedará atrás y ya dará comienzo esa hora de la verdad que testará la fiabilidad de un proyecto que, de momento, sí ha despertado la ilusión de los béticos.

No ha transmitido buenas sensaciones el Betis en los amistosos veraniegos, en los que tampoco –a excepción del Oporto– se ha medido a rivales de su nivel que permitieran establecer la verdadera medida del equipo. Tanto en las pírricas victorias ante el Raja o la Unión Deportiva Las Palmas o en la derrota ante el Deportivo, los verdiblancos ofrecieron más sombras que luces en su fútbol. Le está costando al equipo adaptarse al nuevo esquema de Rubi, que no sólo afecta a la composición de la zaga sino también a la manera de buscar la portería rival con menos toques que antaño.

Alineaciones probables Alineaciones probables

Alineaciones probables / Elaboración propia: Dpto. de Infografía

Necesitan los heliopolitanos hallar el ansiado equilibrio para convertirse en un conjunto fiable, tanto con la pelota como cuando no se maneja la misma. Si todavía a los de Rubi todavía les cuesta aumentar sus recursos ofensivos, sobre todo el punto débil aparece en el sistema defensivo. Con las piernas menos cargadas de trabajo, el Betis debe mejorar en la presión tras pérdida, pero también en ajustar el balance para minimizar los pasillos centrales. Los rivales se le han plantado con facilidad en las cercanías de su área, lo que al menos ha permitido comprobar el buen momento de Joel.

Aunque el Betis de Rubi sea distinto al de los dos últimos años con Setién, la composición del once inicial sí será similar. Tres caras nuevas se antojan únicamente en la primera puesta en escena, con Pedraza ocupando el sitio de Júnior, Fekir el de Lo Celso y Borja Iglesias como la gran referencia del ataque.Precisamente, la llegada del francés varió en parte el sistema de Rubi. Si al inicio apostó por un 4-3-3, las características especiales de Fekir, que ofrece su mejor rendimiento jugando cerca del área rival, lo alteró a un 4-2-3-1, en el que además el técnico buscó un escudero para la clarividencia con la pelota de William Carvalho. Ahí radica una de las dudas del primer equipo inicial del técnico, con la posibilidad de apostar por la experiencia de Guardado, pese a que cuenta con menos tiempo de preparación que sus compañeros, o por el entusiasmo de Kaptoum.

Rubi sonríe antes de comenzar el entrenamiento. Rubi sonríe antes de comenzar el entrenamiento.

Rubi sonríe antes de comenzar el entrenamiento. / Víctor Rodríguez

Las alas serán para el renovado, al menos en cuanto a look, Canales, al que también le está costando encontrar el protagonismo que sí acumuló el pasado año, y para Tello, que en esta temporada estará más liberado de las tareas defensivas para aprovechar su desborde y velocidad en el ataque. El precedente del pasado año, cuando el Valladolid se impuso por 0-1, anticipa el tipo de partido que se encontrará el Betis. Los pucelanos, con una identidad muy marcada, juntarán sus dos líneas de cuatro para tratar de minimizar los espacios y para luego salir al contragolpe.

El pistoletazo al fútbol de verdad comenzará hoy a las nueve de la noche en un repleto Benito Villamarín, que tiene ganas de dejar atrás las dudas del verano e ilusionarse con este nuevo Betis de Rubi.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios