Contenido ofrecido por Universidad Pablo de Olavide

Hoyos: “solo un 8% de los actores españoles vive unicamente de su trabajo”

  • La actriz Mercedes Hoyos acudió al curso de verano de la UPO sobre ‘La mujer en el cine andaluz’

La actriz Mercedes Hoyos acudió al curso sobre ‘La mujer en el cine andaluz’ La actriz Mercedes Hoyos acudió al curso sobre ‘La mujer en el cine andaluz’

La actriz Mercedes Hoyos acudió al curso sobre ‘La mujer en el cine andaluz’

La actriz Mercedes Hoyos, participó en el curso de verano La mujer en el cine andaluz: de los estereotipos al techo de cristal, que se ha celebrado en el marco de la XVII edición de los cursos de verano de la Universidad Pablo de Olavide en Carmona y que dirige Miguel Olid Suero, doctor en Comunicación Audiovisual, crítico de cine y profesor en el Centro Universitario San Isidoro.

En los tiempos que corren, la actriz comentó que “es difícil ser actriz en Andalucía y no emigrar. Tomé esa decisión en un momento de mi vida en el que tuve que escoger y decidí quedarme”. Nacida en Sevilla, clásica de las tablas andaluzas y también del cine y la televisión, desde sus inicios destacó en la interpretación, siendo nominada al Fotogramas de Plata por su primer papel en la serie Juncal. Durante un periodo de tiempo compaginó doblaje y teatro con apariciones puntuales en series y películas televisivas hasta que en el 2005 se reencontró con el cine en 15 días contigo. Desde entonces la hemos podido ver frecuentemente en televisión en series como Cuéntame como pasó, Hospital central, Águila roja o Sin identidad, o en películas como Yo soy la Juani, El corazón de la tierra, Todo saldrá bien o La primera cita.

La andaluza afirmó que es muy complicado ser actriz o actor en cualquier parte del mundo. En su conferencia citó estadísticas de AISGE, la entidad que gestiona en España los derechos de propiedad intelectual de los actores, dobladores, bailarines y directores de escena, que reflejan que solo un 8% de los actores españoles vive únicamente de su trabajo como actor. “Aunque no existen estudios de género, te aseguro que hay un 38% de actrices protagonistas femeninas, frente al 62% de actores masculinos”, aseguró Mercedes, quien también sostiene que se considera muy afortunada por llevar 30 años en este mundillo.

El gusanillo dela interpretación le viene desde muy pequeña. Ya desde primaria escribía obras de teatro, las dirigía y hacía el reparto de papeles en el que, en muchas ocasiones, ella era la actriz protagonista. “Desde muy pequeña me gustaba ver en televisión Estadio 1, todavía en blanco y negro, y me fascinaban las historias que se contaban de los actores. Me gusta la interpretación, tener otra identidad, crear un personaje y sentirme diferente”, relató.

En relación al mundo de la mujer y qué pueden aportar al cine, Hoyos declaró que son necesarios personajes con los que las mujeres de nuestro entorno se puedan sentir representadas. “Lo primero que tenemos que hacer las actrices es tener la posibilidad de encarnar personajes con los que las mujeres del mundo se sientan identificadas, porque estamos ofreciendo una imagen de la mujer que, al no ser real, se convierte en un objetivo inalcanzable que está haciendo mucho daño a las chicas jóvenes”. En este sentido, manifiestó que las mujeres carecen de referentes en el mundo audiovisual, puesto que los que tienen “son mentiras, engaños y manipulaciones del rol de la mujer en la sociedad. En la actualidad interpretamos a las mujeres buenas, las sufridas, las madres, las hermanas, las cuidadoras, la esposa perfecta… pero son unos cánones que nada tienen que ver con lo real”.

Por último, Mercedes Hoyos confesó que ser actriz le aporta mucho tanto a nivel profesional como personal, puesto que le permite ampliar sus conocimientos, mejorar como persona al tener que estudiar continuamente y ver la vida desde diferentes perspectivas. Además, “me ayuda a tener familias durante los rodajes, me da la posibilidad de conocer intelectuales y artistas que admiro profundamente, poder educar a mi hija de una forma diferente… Es muy enriquecedor el oficio de ser actriz, una profesión que está en continua evolución y movimiento y te permite conocer nuevos paisajes y vivir experiencias diferentes”.