Impacto económico del Covid-19

Vivienda en tiempo de coronavirus: crece la demanda de casas en el Aljarafe

  • Las inmobiliarias detectan que los vendedores se muestran reacios a una bajada de precios

Imagen general de una parte del Aljarafe. Imagen general de una parte del Aljarafe.

Imagen general de una parte del Aljarafe. / Raúl Caro (Efe)

El mercado de la vivienda es uno de los damnificados ante el decretado estado de alarma y las inmobiliarias entienden que la recuperación del mercado de compraventa será gradual con una ligera bajada en los precios que ofrecerá buenas oportunidades para los compradores. Estos negocios han detectado una mayor demanda por unifamiliares con parcelas, patios o pisos con terrazas amplias en la periferia de la ciudad o en su área metropolitana. Siendo la comarca del Aljarafe la que más atractivo ha despertado.

Sólo durante el primer mes y según estimaciones de la agrupación de agencias de Sevilla Alianza (que representa a 130 oficinas), la oferta de viviendas en venta en la capital y la provincia bajó un 11% con respecto al previo de Coronavirus, ya que muchos clientes retiraron su vivienda de la venta por no tener necesidad real de vender.

“Se espera una bajada de precios debido a una menor demanda y a la menor capacidad de pago de los compradores, aunque en realidad ya habíamos empezado a detectar un estancamiento en los precios desde el año pasado. La persona que quiera vender tendrá que ajustar los precios a la disponibilidad de pago de los compradores", apunta Miguel Trujillo, presidente de la agrupación.

En cuanto a los precios del alquiler, desde la agrupación consideran se van a regular de forma natural en las próximas fechas, porque van a aparecer más inmuebles disponibles para alquiler tradicional, ya sea por propietarios que no consiguen vender al precio deseado o por los que han cambiado de turístico a convencional. En un mercado donde el alquiler turístico está mejor pagado que el convencional, la alternativa para sortear esta crisis reside en volver a los inicios y que sean los ciudadanos locales o aquellos que vienen a la capital para largas temporadas los que se interesen por esas habitaciones libres. “El aumento de la oferta generará que el precio baje de manera natural y sin necesidad de intervención de la administración”, añaden.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios