Sevilla

A la cola de Andalucía en crecimiento económico

  • La economía sevillana se queda rezagada por la debilidad del sector privado

Comentarios 2

La economía sevillana crece, pero no al ritmo que desearían los empresarios. Así lo afirmó a este periódico el presidente de la patronal sevillana (CES), Antonio Galadí, y los datos de Funcas revelan que, en efecto, la economía de Sevilla se ha quedado un poco rezagada en los últimos años.

Según el último informe de la Fundación de las Cajas de Ahorros, entre los años 2000 y 2006 el Producto Interior Bruto (PIB) de la provincia de Sevilla creció un 19,2 por ciento, por debajo del resto de plazas andaluzas. Sólo el PIB de Jaén experimentó un alza inferior al de Sevilla -del 15,9 por ciento-, pero las demás economías andaluzas han cogido ventaja en esta carrera. Así, destaca el caso de Málaga, provincia que compite con la capitalidad de Sevilla y cuya economía creció en el periodo analizado un 27,8 por ciento. Le sigue muy de cerca Almería, con un alza del 26,8 por ciento. Y en cuanto al resto de provincias, el PIB creció un 23,4 por ciento en Huelva, un 21,5 por ciento en Córdoba, un 21 por ciento en Granada y un 20,6 por ciento en Cádiz.

Este menor crecimiento económico de Sevilla se debe, en parte, al descenso que ha experimentado el valor añadido bruto (VAB) de la agricultura, que según Funcas ha sido del 11,05 por ciento. Pero lo cierto es que dicha caída ha sido superior en otras dos provincias: Jaén y Córdoba, con descensos respectivos del 18,7 por ciento y el 10,2 por ciento. También en Granada el balance es negativo, con una bajada del 0,2 por ciento.

El problema de Sevilla es que la riqueza generada por el sector privado, que es el que engloba a la mayoría de las sociedades que conforman el tejido empresarial de la provincia y el que más pesa en el PIB, es la más baja del conjunto de Andalucía. Así, en los seis años analizados, el VAB generado por el sector privado en la provincia creció un 7,78 por ciento, incremento que contrasta con el 21,4 por ciento registrado en Córdoba y el 20,4 por ciento en la provincia de Málaga. El empleo generado por este sector aumentó un 18,8 por ciento en Sevilla, alza que se sitúa nuevamente por debajo de la del resto de plazas andaluzas.

Destaca como motor económico de la provincia la construcción, cuyo PIB ha crecido un 44,3 por ciento y el empleo generado, un 22,4 por ciento. De ahí que la CES advierta del peligro de frenar la actividad de este sector con el Potaus. El VAB de los servicios públicos ha aumentado un 23,7 por ciento, y el de la industria transformadora, un 23,6 por ciento.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios