Las claves del día Suscríbete a nuestra 'newsletter' y recíbela cada mañana de lunes a viernes

El control de las denuncias del taxi

La defensa de Filgueras tilda de “ridículos” los últimos informes policiales

  • Alega que resulta “absurdo” que los investigadores afirmen que falló una visita porque el notario iba con “ropa” profesional

El delegado Juan Carlos Cabrera, en el centro, junto con los líderes del taxi Enrique Filgueras (izqda.) y Fernando Morales El delegado Juan Carlos Cabrera, en el centro, junto con los líderes del taxi Enrique Filgueras (izqda.) y Fernando Morales

El delegado Juan Carlos Cabrera, en el centro, junto con los líderes del taxi Enrique Filgueras (izqda.) y Fernando Morales / Juan Carlos Vázquez

Comentarios 1

La defensa del presidente de la Asociación Hispalense de Solidaridad del Taxi, Enrique Filgueras, y del tesorero de la misma, Antonio Velarde, ha presentado un escrito en el juzgado de Instrucción número 8 de Sevilla, que mantiene abierta una macrocausa por la presunta mafia del taxi, en el que denuncia que los últimos informes policiales presentados por la Policía “exceden del ridículo y conducen a la hilaridad”.El abogado Simón Fernández, que representa a Enrique Filgueras, se refiere en el escrito presentado a la juez Reyes Flores a la “pretendida” resolución del contrato por el uso de un local arrendado por Aena a Solidaridad en las instalaciones del aeropuerto de San Pablo, donde se habla del resultado “fallido de la actuación de un notario”.El informe policial, que da cuenta al juzgado del “sabotaje” de los servicios públicos del aeropuerto de Sevilla, después de que la dirección del aeródromo rescindiera en julio pasado el contrato de alquiler del local que Solidaridad tenía para uso de almacén. Los investigadores acompañan el acta de un notario al no le sirvieron en el local –que debía ser para uso exclusivo de los socios– porque el fedatario público “iría vestido con ropa muy característica del rol y estatus propio de un notario, por lo que la negativa a servir una consumición a cualquiera que pudiera ser directivo de Aena, policía de paisano o persona que pudiera constatar la venta a terceros, estaba convenida de antemano”, precisaba el atestado.La defensa recoge ahora en su escrito que la Policía, para justificar el resultado fallido de la visita del notario, “dice que es evidente que los investigados se dieron cuenta de que era un notario porque éste iría con la indumentaria propia de los notarios”, unas afirmaciones ante las que el abogado de Filgueras concluye lo siguiente: “¡No sabemos si la indumentaria y moda notarial esta temporada es con volantes, con falda canastera, con flores o con rayas!, pero más absurda conclusión no cabe”.El letrado que defiende al presidente de la asociación Hispalense de Solidaridad del Taxi critica los tres “seriados atestados” presentados recientemente por la Brigada de Información de la Policía, en lo que considera un “desaforado intento de aparentar hechos donde no los hay, gravedad donde no existe y conflictividad igualmente vacua”, y llama la atención de la juez instructora ante la “inconsistencia general de esta causa”, a juicio de la defensa de estos taxistas.El letrado explica que el atestado del 24 de enero está “construido sobre la pretensión de Aena de resolver un contrato por uso de las instalaciones a fines no pactados y cuyo fracaso en el ámbito civil se aventura mucho más que probable, donde además se achacan daños ocasionados en los servicios del aeropuerto y que concluye, tras una exhaustiva investigación y observación de las cámaras, que no es posible señalar a persona alguna –menos aún taxista, y menos todavía de la asociación Hispalense Solidaridad del taxi–, como autora de los mismos”, concluye.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios