Sevilla FC ¡Albricias!, casi una semana limpia

Entrenamiento de descarga de los futbolistas del Sevilla en el Estadio Jesús Navas. Entrenamiento de descarga de los futbolistas del Sevilla en el Estadio Jesús Navas.

Entrenamiento de descarga de los futbolistas del Sevilla en el Estadio Jesús Navas. / SFC

Pasado el ecuador de la miniliga de 11 jornadas, tras las seis primeras desde que se retomara el campeonato el 11 de junio con el derbi, el Sevilla dispone por primera vez de casi una semana limpia que debe servirle para descargarse física y anímicamente y retomar fuerzas. Es hora de desconectar en los cinco días que median hasta la siguiente cita, el lunes a las 22:00 en el Ramón Sánchez-Pizjuán. Hoy tendrá la plantilla una merecida jornada de descanso, tras un periodo sin posibilidad para ello prácticamente, pues ha tenido partidos cada tres o cuatro días.

Esta casi semana entera entre partido y partido, desde el martes en Butarque hasta el lunes en Nervión, viene que ni pintada para preparar el sprint final de la Liga, que comenzará precisamente ante el Eibar.

Desde ese 6 de julio hasta el domingo 19 que marcará el final del torneo liguero transcurrirán 14 días en los que el Sevilla debe afrontar cinco encuentros determinantes para asegurar su objetivo, la clasificación para la próxima Liga de Campeones, algo que no logra desde 2017, cuando se metió en el anhelado torneo de los grandes partidos y los grandes réditos económicos tras concluir cuarto en la Liga con Jorge Sampaoli. Al año siguiente, marcó el hito de, tras eliminar al Manchester United, jugar los cuartos de final del máximo torneo continental ante el Bayern Múnich, algo que no hacía desde 1958, en su primera participación europea.

Un partido cada 2,8 días

Pero todo esto es historia y lo que tiene rabiosa actualidad es que el escaso grupo de futbolistas que adiestra Lopetegui deberá afrontar en esas dos semanas un partido cada... 2,8 días. Ni a tres llegará, siguiendo la pauta del calendario fijado por LaLiga. A saber: tras el Sevilla-Eibar, el lunes 6, el Athletic-Sevilla el jueves 9;y el Sevilla-Mallorca el domingo 12, última cita ya con horario oficial, comunicado ayer, y en el mismo horario de los dos partidos precedentes, las diez de la noche. Y, ya en la última semana, el miércoles 15 de julio y el domingo 19, los dos últimos compromisos antes de que la Liga eche el telón definitivamente.

No le cabían muchas opciones a la patronal de clubes ni a Mediapro para el Sevilla-Mallorca. Apenas 72 horas, 70 en puridad, desde la cita del jueves en San Mamés el jueves anterior. Y otras 72 horas, seguramanete menos, antes de la visita a Anoeta ese miércoles 15 con el horario ya unificado al tratarse de la penúltima jornada, al igual que la siguiente: el Sevilla-Valencia con el que se cerrará la Liga, el domingo 19 de julio.

Margen hasta el Sevilla-Roma

Tras ese epílogo de peso en Nervión, eso sí, el cuadro técnico y la plantilla dispondrán de 16 ó 17 días para preparar la cita pendiente de la Liga Europa. La UEFA ya decidió y anunció que ese encuentro, el Sevilla-Roma que correspondía a la ida de los octavos de final del torneo, será a partido único en una sede neutral, es posible que en Alemania, donde serán los cuartos.

Está por cofirmar, como su horario, aunque la fecha oscilará entre el miércoles 5 o el jueves 6 de agosto. Si elimina al conjunto en el que Monchi hizo su receso sevillista, ya se metería en la fase final junto a los ocho clasificados con el siguiente calendario: 10-11 de agosto, los cuartos de final en Colonia, Duisburgo, Düsseldorf y Gelsenkirchen); 16-17 de agosto: semifinales (con sedes por confirmar) y 21 de agosto, la final en Colonia.

Banega, atado hasta agosto

Monchi y Lopetegui manejan todos estos tiempos y agradecen este lapso de cinco días hasta la próxima cita antes de retomar el tramo final liguero. Sin dejar de trabajar. Por ejemplo, el director general deportivo ha ultimado el acuerdo con Banega para que permanezca en el Sevilla y no sólo hasta ese 19 de julio.

Las condiciones fiscales de Arabia son mucho mejores y ahí estaba el caballo de batalla de la dirección general del club, pero la liga árabe se retomará precisamente el 4 de agosto, hasta el 9 de septiembre, y la próxima temporada se iniciará en octubre. De esa forma, no fue difícil convencerlo de se quede hasta la Liga Europa, con la opción de llegar hasta el 21 de agosto. El jugador ya dijo que le gustaría despedirse del Sevilla a lo grande...

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios