Tecnología

Una española denuncia en un documental las condiciones laborales de los empleados de Amazon en Alemania

  • La compañía dice que estudiará las acusaciones de la trabajadora, que se queja, entre otras cosas, de la constante vigilancia que sufre.

Amazon anunció que estudiará las acusaciones de un documental sobre las condiciones de sus trabajadores temporales emitido por la televisión pública alemana y protagonizado por una española. La cadena ARD emitió la noche del miércoles el documental de media hora de duración titulado ¡Entregado!, en el que refleja cómo trabajan 5.000 empleados subcontratados por Amazon como refuerzo temporal en almacenes de Alemania durante la temporada navideña. "El reportaje descubre lo que se esconde tras la fachada de Amazon.de (la versión alemana del portal) y quién es responsable de que sea tan barato acceder al bonito nuevo mundo de la plataforma de venta on line", resume la cadena.

El relato se centra en una maestra de arte española desempleada y con tres hijos. Al igual que muchos de los empleados, en su mayoría extranjeros, no se aloja en un hotel, sino en una cabaña de menos de 80 metros cuadrados junto a otros cinco desconocidos. La maestra depende de un único autobús que viaja desde las cabañas hasta el almacén y que suele retrasarse. "Pero si llegamos tarde a nuestro turno, nos pagan menos", explica impotente. El reportaje incide en la vigilancia a la que están sometidos casi todo el día los empleados, incluso cuando están comiendo. También denuncia que los guardias, que llevan la cabeza rapada y uniformes negros, tienen acceso sin límites al interior de las cabañas de los empleados e intimidan incluso al equipo de filmación.

Amazon tiene en Alemania unos 7.700 empleados fijos en centros de logística en las localidades de Augsburgo, Bad Hersfeld, Leipzig, Rheinberg, Werne, Pforzheim y Coblenza. "En la temporada navideña contratamos personal adicional a través de empresas de trabajo temporal", explicó la compañía. Según Amazon, cobran un salario bruto de 9,30 euros por ahora el primer año. Luego sube a más de diez. Sobre la acusación de que los vigilantes de seguridad registran habitaciones de empleados, la compañía advirtió que no admitirá "ningún tipo de discriminación ni de intimidación". "Aunque la empresa de seguridad no haya sido contratada por Amazon, por supuesto estamos examinando las acusaciones vertidas por el reportaje y tomaremos las medidas que sean adecuadas de forma inmediata". La empresa también dice revisar regularmente a los proveedores "responsables de alojar a empleados temporales provenientes de otras regiones".

El experto de Amazon en el sindicato alemán Verdi, Heiner Reimann, sostuvo que la compañía tiene "un problema permanente" con la situación de sus empleados subcontratados. La empresa debe buscarlos en el extranjero porque en torno a los centros de logística muchos tuvieron malas experiencias y no quieren repetirlas, añadió. Según Reinmann, Amazon reaccionó a las quejas en varias ocasiones y corrigió algunos defectos. Pero el problema es estructural, explicó: con su modelo de negocio, la empresa sólo puede resolver la situación con empleados que cuenten con contratos temporales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios