Hoja de ruta

Ignacio Martínez

Andalucía se calienta

EUROPA se calienta más que la media del planeta. Y el sur del Mediterráneo más que la media europea. Durante este siglo Andalucía tendrá más consumo de electricidad y aumentarán los costes energéticos, descenderán las lluvias y el caudal de los ríos, los riesgos de incendios serán mayores, bajará la producción agrícola, habrá menos turismo en verano y más muertes por las olas de calor. Todo esto y mucho más dice el informe que la Agencia Europea de Medio Ambiente publicó el lunes. Se puede consultar en http://reports.eea.europa.eu. No se trata de una proclama apocalíptica de cuatro aventureros, sino de un detallado estudio de la agencia oficial de la Unión Europea en la materia. Pinta mal. Peor que la crisis económica, porque sus consecuencias son más duraderas y el panorama más sombrío.

En un siglo, puede desaparecer entre el 10 y el 15 por ciento de las plantas del sur de España. Esta pérdida de biodiversidad no es un problema paisajístico, sino que provocará un grave riesgo de desertización. Mientras que en el norte de Europa pueden aumentar las precipitaciones hasta un 40 por ciento, en el sur las lluvias podrían descender en un 20. Aquí no cabe el consuelo del mal de muchos. Para el norte de Europa los datos de la agencia son, aparentemente, más buenos. Menos nieve, más caudal de los ríos, alta producción forestal, elevadas cosechas, desplazamiento hacia el norte de las especies animales y vegetales, menor consumo energético en calefacción, más energía hidroeléctrica y más turismo en verano.

En todo caso, desde principios de los 90 Groenlandia se derrite: está perdiendo 100.000 millones de toneladas de hielo al año. También se deshiela el oeste de la Antártida. Todo ese hielo se convierte en agua dulce que hace disminuir la salinidad de los mares, lo que afecta a la formación de aguas profundas, que son las que empujan la circulación oceánica. Ese agua suplementaria también hace subir el nivel del mar, de manera ostensible. Durante el siglo XX, el nivel del mar subió una media de 1,7 milímetros al año. Pero en los últimos 15, la subida ha sido casi del doble.

Es evidente que el progreso industrial ha deteriorado la calidad del medio ambiente. El cambio climático no es un eslogan ecologista, sino una realidad científica: en el último siglo ha subido la temperatura media del planeta algo más de un grado; en los próximos cien años puede subir dos, cuatro y hasta seis grados en España, en particular aquí en Andalucía. Todo depende de que se limite la emisión de gases de efecto invernadero, responsables del calentamiento de la tierra. Si después de esta crisis económica ya nada volverá a ser como antes en el mundo, esperemos que algunas cosas cambien para mejor.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios