Editorial

Mucho más que 10

TAL día como hoy, fiesta de Andalucía, se publicó hace diez años (1999) el primer número de Diario de Sevilla. Nos presentamos ante los lectores como un periódico para los nuevos tiempos que a nuestro juicio vivía la ciudad, en plena recuperación de la depresión post-Expo y que se aprestaba a cruzar el umbral del siglo XXI. Sevilla, tras el gran evento universal en la isla de la Cartuja, era una ciudad mucho más abierta, accesible y cosmopolita, la gran metrópolis del Sur, de cuya actualidad aspiramos entonces a levantar acta cada mañana desde una óptica netamente sevillana pero sin incurrir en rancios localismos en la era de la globalización. Proclamamos en nuestro editorial fundacional que no había otro propósito en nuestro proyecto que el de servir cada día a los lectores la mejor información, y que nuestro compromiso era con Sevilla y con Andalucía, "siempre desde la búsqueda de la verdad, norte del auténtico periodismo, no supeditado a otro interés que no sea el de sus lectores". Esos principios fundacionales siguen plenamente vigentes y nuestros lectores pueden constatarlo a diario. A su favor e interés debemos la consolidación del proyecto en un tiempo récord. Hasta tal punto se incardinó el Diario en Sevilla y Sevilla en el Diario que la perspectiva temporal se difuminó casi desde los inicios, ya que para muchos de quienes nos han seguido el periódico nunca ha parecido cumplir los años que ha ido cumpliendo hasta este primer decenio: ha sido visto como un elemento constitutivo de la identidad sevillana, como si formara parte del paisaje cultural desde tiempo inmemorial y no sólo desde hace apenas dos lustros. Colectivamente se perciben como mucho más que diez. En este periodo hemos reflejado e interpretado una realidad que discurre a un ritmo mucho más vertiginoso que nunca y que, por eso mismo, necesita de la exégesis de un medio de comunicación acorde a los principios del periodismo clásico de calidad y moderno en la presentación de las noticias. Sevilla ha experimentado en este periodo grandes transformaciones que la ratifican en su rol de capital política y económica de Andalucía. Confiamos en su futuro y en seguir dando testimonio de Sevilla por muchos decenios más.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios