La ciudad y los días

Carlos Colón

Litoral de ladrillos y vertidos

ANDALUCÍA no está siempre a la cola de las encuestas. A veces se sitúa a la cabeza de España y hasta de Europa, aunque sólo lo haga en los casos negativos. Acaba de volver a suceder ahora, como antes pasó con la educación, con el informe Banderas negras 2008. Hipoteca costera presentado por Ecologistas en Acción para denunciar los proyectos o actuaciones en el litoral español que suponen un grave atentado contra la conservación de los ecosistemas. Según el informe, la Bahía de Cádiz es el punto más contaminado de Europa, con 52 banderas o puntos negros (las banderas negras denuncian casos irreversibles, graves vertidos contaminantes, agresiones urbanísticas o proyectos iniciados; los puntos negros, casos puntuales o proyectos que amenazan el medioambiente). Y Andalucía, con 46 y 72, es la comunidad autónoma que acapara mayor número de banderas y puntos negros. Por centrarme en Huelva, que es donde un servidor veranea, han dado banderas negras a la ría de Huelva y a las playas de Punta Umbría, Mazagón, Cartaya y Ayamonte; y puntos negros a las de Punta Umbría (3), Matalascañas, el Terrón, Isla Cristina y Ayamonte. En la página www.ecologistasenaccion.org tienen el informe completo: busque cada cual las banderas y puntos negros de la zona en que veranee o viva.

Ecologistas en Acción denuncia que "el insostenible desarrollo en la última década de los principales sectores económicos del litoral, urbanístico, turístico y pesquero, han transformado tanto la costa que ahora se enfrentan a una importante crisis que tiene significativas consecuencias para la economía del Estado español". Esta denuncia reparte las culpas por igual en lo que al Estado se refiere (los últimos diez años abarcan seis de gobierno popular y cuatro socialista) y las concentra en el PSOE en el caso andaluz, ya que se trata del único partido que ha gobernado la comunidad. A la Junta le propone tres acciones correctivas y preventivas: 1) Una moratoria a toda intervención urbanística en el primer kilómetro de costa, hasta que no se defina una Estrategia Integral de Protección, Conservación y Gestión del litoral andaluz, entendiendo que el territorio es un bien no renovable, esencial y limitado. 2) El cumplimento estricto del POTA y de la ley del suelo para que el urbanismo recobre su finalidad social y la subordinación al interés general. 3) El aumento de la Servidumbre de Protección del Dominio Público Marítimo Terrestre de los 100 metros mínimos que prescribe la ley a 500 metros, para blindar el frente litoral contra las presiones especulativas.

¿Usted cree que serán atendidos? Yo tampoco.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios