Cosas que pasan

Ricardo Castillejo

La edad del placer

SEÑORAS y señores, hoy tocamos techo y, si me acompañan con su lectura, juntos alzaremos el vuelo para, allá en el cielo, encontrarnos con una exclusiva de la siempre mágica Paloma San Basilio. Supongo que les parecerá un encabezamiento bucólico en exceso pero asumo que, al hablar esta mujer, pierdo el rumbo. Así que, aviso para evitar sorpresas, ignoro dónde llegaremos al final de esta columna…

El principio, en cambio, sí lo tengo claro. Un chivatazo me avisa de que nuestra diva nacional tiene previsto emprender una gira con el director de orquesta Luis Cobos. De inmediato, tiro de algunos hilos y confirmo la noticia para, ayer, escucharla en boca de la propia protagonista. "Efectivamente", me aclara, "Luis y yo nos conocemos desde hace mucho tiempo y, estas navidades pasadas, me propuso que compartiéramos escenario y acepté".

Encantados es el título de tal espectáculo que girará por toda España, Europa y América a partir del próximo mes de julio con la intención de rescatar, acompañados por una orquesta de ochenta maestros, grandes temas del cine, el musical, la zarzuela e incluso la ópera para versionarlos bajo su particular óptica conjunta. "Me apetece mucho ir a espacios abiertos y vibrar con la cercanía de la gente", continúa mientras piensa, además, en el disco que recogerá esta experiencia conjunta y en otro que, a la vez, ultima con su hija Ivana. "Me marcho el uno de Abril a Estados Unidos para grabar juntas un proyecto de música electrónica que ella compone y produce y yo interpretaré". En fin, pueden comprobar que "la" San Basilio no para y que, además, lo hace sin dejar asomar ni un atisbo del más mínimo nerviosismo. "Estoy en la 'edad del placer'", concluye dejando constancia de su impaciencia por poder compartir todos estos sueños con su público fiel y conquistar nuevas generaciones a las que, personalmente, recomiendo descubrir su directo. Debo confesar que se está bien aquí arriba con lo que, creo, me quedo un rato más con mi celestial anfitriona. Échenme de menos y, mañana, prometo regresar.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios