La ventana

Luis Carlos Peris

lcperis@diariodesevilla.es

La fiebre carnavalera, otra moda

Recurrentemente, en estas vísperas de Cuaresma se me recrudece la admiración que siento por el fervor carnavalero de Cádiz a la vez que me sorprende cómo aquí se intenta meter con calzador dicho entusiasmo. De calar sería un pendulazo más en los gustos y las formas de una tierra que nunca tuvo fiebre carnavalera. Quizá esa importación del fervor a Don Carnal se deba a la labor proselitista de Canal Sur, que nos mete en casa a diario la explosión del Falla. Pero nunca se había visto fiebre alguna por la fiesta gadita en esta tierra nuestra. Por ejemplo, Los Beduinos de Cádiz pasaron de puntillas por el escenario de un teatro San Fernando que vivía sus estertores en la antesala de la piqueta. Hoy cualquiera te habla de la cosa como si fuera Paco Alba o con la misma autoridad que Antonio Martín o el Yuyu cuando aquí nunca se pasó de Carabolso y Escalera.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios