PASA LA VIDA

Juan Luis Pavón

La patrulla del absentismo

EL divertido libro Poli de patrulla, de los compañeros Jorge Muñoz y Fernando Pérez Ávila, tiene que incluir en su segunda edición el caso de la masiva baja de policías locales de un turno de noche, veinte de los veinticuatro. En lugar de salir de patrulla los agentes, tendrán que hacerlo los inspectores laborales para confirmar si son fetén todos los partes médicos o, por el contrario, si había escaqueo con coartada. Al vecindario le mosquea tanta ausencia sobrevenida. Porque las sedes policiales no han sido cerradas por la amenaza de algún virus, ni se ha producido una intoxicación alimenticia masiva como las acaecidas en bodas, bautizos y comuniones. Como a la vez que se quejan de sus achaques arremeten contra la superioridad por sus carencias organizativas y su falta de cometidos, será que la depresión colectiva la han somatizado a coro. Seguro que se vacía la enfermería todos a una si el Ayuntamiento mejora sus condiciones y sus atribuciones.

Los sevillanos ni entienden tantas ausencias ni la escasez de competencias otorgadas a la Policía Local, máxime a su Unidad de Intervención Nocturna. La seguridad ciudadana de veras está reservada a la Policía Nacional, así como las llamadas por emergencias. Los locales no reciben la información en tiempo real. En cualquier conflicto de envergadura y peligrosidad delictiva sólo intervienen los nacionales. Si los dedican básicamente para actividades diurnas como las multas, el tráfico, las notificaciones y burocracias diversas, ¿para qué hace falta un equipo de noche que esté de brazos cruzados? Otro sinsentido que sumar a la falta de coordinación entre Policía Nacional y Guardia Civil. Otra muestra de falta de autoridad desde el Ayuntamiento.

En cuanto el Gobierno municipal, al que ahora han puesto en un brete, acepte algunas de sus principales reivindicaciones, será mano de santo. La política obra milagros y los convenios son el mejor analgésico.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios