La Gerencia aprueba un hotel de cuatro estrellas en el Paseo de Colón

  • Tendrá 31 habitaciones y un restaurante. El grupo sevillano Amadora Hoteles invertirá nueve millones en este proyecto.

Comentarios 1

Un hotel de cuatro estrellas donde antiguamente se encontraba el restaurante La Dorada. La Gerencia de Urbanismo concedió este miércoles la licencia de obras a la empresa Amadora Hoteles S. L. para la reforma integral de dos edificios situados en la esquina del Paseo de Colón con la calle Almansa, donde habilitará un hotel con 31 habitaciones y cuyas obras se prevé que comiencen en septiembre. El desembolso de la esta firma sevillana en la adquisición de los inmuebles y la remodelación alcanzan los nueve millones de euros.

Será el primer hotel del Paseo de Colón. Esta vía tan turística y con unas vistas privilegiadas del río y Triana contará con el primer establecimiento hotelero gracias a la firma sevillana Amadora Hoteles, propietaria del Hotel Bécquer, a escasos metros del que habilitará en la zona mencionada. Con tal fin, la Gerencia de Urbanismo otorgó este miércoles la licencia de obras para la rehabilitación "mediante reforma general" de los edificios existentes en el número 3 y 4 del Paseo de Colón. Estos inmuebles se encuentran en la esquina con la calle Almansa, al lado del puente de Triana y relativamente cerca de la plaza de toros y el teatro de la Maestranza.

Uno de estos edificios ha estado ocupado durante años por el restaurante La Dorada. En su planta superior se encontraba el Hostal Colón. Ambos inmuebles llevan tiempo sin uso. Según precisó a este periódico el consejero delegado de Amadora Hoteles, Luis Miguel Martínez, se trata de una "reforma integral". En dichas obras se incluye la reconstrucción del cuerpo de ático original en la vivienda número 4 y la construcción de una planta de sótano, que se adecuará a un uso terciario.

El arquitecto que dirige las obras es Antonio Ortíz García. Al tener un nivel de protección C, los responsables de los trabajos han de preservar la fachada de los dos edificios. El establecimiento, de cuatro estrellas, ofertará 31 habitaciones y tendrá una zona de restauración en la planta baja. Aún se está estudiando qué tipo de comida se ofrecerá a los clientes y sevillanos que acudan a sus mesas: si será tradicional o más enfocada a las nuevas vanguardias culinarias.

La empresa promotora todavía no ha fijado una fecha aproximada para su apertura, aunque sí prevé que las obras comiencen en septiembre. La inversión prevista, tanto en la adquisición del inmueble como en los trabajos de reforma, se elevan a nueve millones de euros.

El delegado de Hábitat Urbano, Turismo y Cultura, Antonio Muñoz, ya adelantó la semana pasada, durante la presentación de la oferta hotelera para el verano, que los próximos proyectos en el sector contemplan aperturas de establecimientos de cuatro y cinco estrellas. "Los hoteleros sevillanos son muy competitivos y cada vez presentan una oferta de mayor calidad", destacó el edil socialista. Este nuevo hotel se enmarca en un contexto de crecimiento de una actividad que ha sobrevivido a la crisis.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios