Coosur Real Betis

Sembrando para recoger

  • El Betis, al completo con Izundu y A.J. Slaughter, visita la casa de su patrocinador, Coosur, con el inicio liguero en el horizonte

  • La conjunción de la plantilla, caballo de batalla estos días

La plantilla del Coosur Real betis, al completo, posa con el entrenador, Curro Segura, en la fachada de la Hacienda Guzmán, sede de la Fundación Juan Ramón Guillén. La plantilla del Coosur Real betis, al completo, posa con el entrenador, Curro Segura, en la fachada de la Hacienda Guzmán, sede de la Fundación Juan Ramón Guillén.

La plantilla del Coosur Real betis, al completo, posa con el entrenador, Curro Segura, en la fachada de la Hacienda Guzmán, sede de la Fundación Juan Ramón Guillén. / José Ángel García

Manos a la obra. Con la Liga Endesa a la vuelta de la esquina, al Coosur Real Betis apenas le queda una semana para ajustar detalles y meter en la dinámica de grupo a Izundu y A.J. Slaughter, que conoció a sus compañeros en un marco distinto al habitual. El jugador, que acabó octavo su participación conPolonia en el Mundial, tuvo una presentación (oficiosa) fuera de lo normal y del aeropuerto lo llevaron a la Hacienda Guzmán, la casa del patrocinador Coosur, sede de la Fundación Juan Ramón Guillén, patriarca de la familia, que recibió a la plantilla al completo.

En un marco idílico en el que se respiraba tranquilidad, la plantilla posó por primera vez al completo. Con los recién llegados, los veteranos, los nuevos... Hacer grupo es lo principal en estos momentos y todo suma. Ya sea una concentración en Sierra Nevada o recogiendo aceitunas en una finca que fuera propiedad del hijo de Cristóbal Colón. No dudaron K.C. Rivers, Conger, Obi, Whittington Sipahi y compañía en subirse a los bancos y empezar a echar aceitunas en el macaco. Las canastas las dejaron para otro día.

Conger y K.C. Rivers recogen algunas aceitunas de los olivos. Conger y K.C. Rivers recogen algunas aceitunas de los olivos.

Conger y K.C. Rivers recogen algunas aceitunas de los olivos. / José Ángel García

Para más de uno era su primer contacto con una materia prima que en Sevilla es casi un estilo de vida y que se asombraron del proceso de convertir la aceituna en aceite. Para otros, viejos rockeros en estas lides, la profesión iba por dentro en un acto en el que tocaba devolver, en parte, la confianza a un espónsor que arranca una nueva aventura con el deporte de moda, al menos por unos días, en un país orgulloso por el reciente éxito de su selección pero que le cuesta, especialmente en la capital hispalense, enganchar históricamente con el equipo de la ciudad.

"Representamos una marca líder que potencia la salud y la relación con el deporte, que viene de largo. En la 2004-05 ya fuimos talismán para el Betis, con la consecución de la Copa del Rey y la clasificación para la Liga de Campeones, y esperamos serlo también para el conjunto de baloncesto. Estaré en el primer partido en casa, porque esto pinta bien. Nos vamos a divertir y espero que sea una gran temporada", señaló dando la bienvenida a su casa el consejero delegado de la empresa.

Curro Segura, Álvaro Guillén, consejero delegado de Coosur, y Fernando Moral. Curro Segura, Álvaro Guillén, consejero delegado de Coosur, y Fernando Moral.

Curro Segura, Álvaro Guillén, consejero delegado de Coosur, y Fernando Moral. / José Ángel García

El presidente de la entidad, Fernando Moral, espera "aprovechar esa cresta de la ola para que la gente se acerque a San Pablo para escribir juntos una bonita historia". Recordó a los campeones del mundo que pasaron por Sevilla y se hicieron un nombre, Oriola y Willy Hernangómez, confiando en que los buenos momentos de baloncesto vuelvan a la ciudad.

Quedan detalles por pulir y Curro Segura tiene trabajo por delante, pero la "sensación", como dijo Curro Segura, es que este Betis "va a competir a buen nivel". Eso sí, "eso no deja de ser una sensación que habrá que refrendar en la pista", añadió el preparador verdiblanco, que sabe bien lo que hay que trabajar antes de arrancar la Liga Endesa: "Izundu lleva un entrenamiento y A.J. Slaughter acaba de llegar. Necesitamos conocernos. Estamos en ese proceso de conjunción necesario para hacer equipo. Los jugadores saben dónde están y los veo comprometidos y con hambre".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios