Violencia de Género

La Junta garantiza la protección de datos a los trabajadores sociales

  • USTEA cree que la colegiación obligatoria debe ser negociada para que no suponga “rebaja de sueldo”

Carlos Sierra (segundo por la izquierda) en una reciente reunión con sindicatos de Justicia Carlos Sierra (segundo por la izquierda) en una reciente reunión con sindicatos de Justicia

Carlos Sierra (segundo por la izquierda) en una reciente reunión con sindicatos de Justicia

Carlos Sierra, director general de la Oficina Judicial y Fiscal, se reunió este martes con el sindicato USTEA y le garantizó que la Junta “nunca va a infringir la Ley de Protección de Datos” en cuanto a los trabajadores sociales y psicólogos que trabajan en las Unidades de Violencia de Género.

La reunión se produjo después de que trascendieran los 15 días que la Junta ha dado a los trabajadores afectados para que presenten alegaciones a la petición de un ciudadano que, amparándose en la Ley de Transparencia, ha pedido los datos personales de todos los trabajadores sociales de Familia y de las Unidades de Valoración Integral de Violencia de Género (UVIVG) de Sevilla.

Según fuentes de la Junta, el director general de la Consejería de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local explicó a los representantes sindicales que con esos 15 días para alegaciones sólo se ha cumplido el protocolo de la Ley de Transparencia, pero la Junta “nunca va a infringir la Ley de Protección de Datos”.

Sierra sí que ha insistido a USTEA en la necesidad de que todos los trabajadores de los equipos psicosociales estén colegiados, como exige la ley.

En la actualidad, según datos divulgados por el vicepresidente de la Junta Juan Marín, un 40% de los psicólogos y un 50% de los trabajadores sociales de esas unidades no están inscritos en su respectivo colegio profesional.

Por su parte, el representante de USTEA Rafael Rivero indicó a este periódico que el debate de la protección de datos “no debería haber llegado a los trabajadores ni haber salido de la Junta”, y así se lo transmitieron a Carlos Sierra.

Sobre la colegiación obligatoria, USTEA entiende que “debe ser materia de negociación quien paga, porque no puede significar una rebaja de sueldo para los trabajadores” al tener que abonar las cuotas de su respectivo colegio profesional.

Además, la colegiación “va más allá de la Consejería de Justicia y sería algo a tratar para todo el personal de la Junta”.

Hasta ahora solo un ciudadano ha pedido, amparándose en la Ley de Transparencia, los datos personales de los trabajadores de Sevilla pero USTEA tiene noticia de que hay otra solicitud en Málaga y espera que la Administración lo solucione sin pedir alegaciones “y sin meter a los trabajadores en una guerra política”, según Rivero.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios