Mundo

Cameron combate la polémica con medidas fiscales

David Cameron salió ayer al paso en el Parlamento de las acusaciones de haberse beneficiado de un fondo offshore de su padre, vinculado a los papeles de Panamá, con una nueva batería de medidas contra la evasión fiscal. En su primera comparecencia ante la Cámara de los Comunes tras desvelarse que ganó 23.750 euros con acciones de Blairmore Holdings, operado desde las Bahamas, Cameron negó cualquier práctica ilegal y subrayó que ningún Gobierno ha tomado acciones más "robustas" que el suyo contra la evasión.

Anunció que elaborará una nueva ley para perseguir a bufetes y bancos que ayuden a sus clientes a cometer fraude fiscal y reveló además un acuerdo con prácticamente todas las dependencias de la Corona británica para compartir información fiscal con Londres, incluidas las islas Vírgenes, las islas Caimán y la isla de Man. Cameron divulgó el pasado domingo un resumen de sus declaraciones de impuestos de los últimos seis años, un ejemplo que siguieron ayer su ministro de Economía, George Osborne, y el líder de la oposición, Jeremy Corbyn.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios