Isabel Sánchez

Los mercados emergentes vuelven al radar de los inversores

Se trata de un mundo muy heterogéneo, donde es clave seleccionar cuáles ofrecen mejores perspectivas a medio y largo plazo

Han estado mucho tiempo fuera de las carteras. Las decisiones de política monetaria adoptadas por la Reserva Federal americana (FED), así como la alta aversión al riesgo -entre otros factores-, generaron un ambiente poco propicio para invertir en emergentes. Ello dio lugar a una reorientación de las inversiones a nivel mundial que provocó fuertes flujos de salida durante 2013 y comienzos de 2014. Pero parece que la mala racha para estos países está quedando atrás, recuperando, de nuevo, el favor de la comunidad inversora internacional. El escenario actual -en general- de mayor optimismo para la economía mundial (lenta recuperación), y unas valoraciones más atractivas para las bolsas emergentes - que se habían quedado muy por detrás tras la fuerte sacudida- están animando a muchos inversores a volver a introducir activos emergentes en sus carteras. ¡Cuidado! Es cierto que actualmente, tanto la renta variable como la renta fija emergente presentan interesantes oportunidades de inversión. Pero se trata de un mundo heterogéneo, que requiere un meticuloso proceso de selección.

De los países emergentes nos gusta que sigan ofreciendo unas tasas de crecimiento superiores a las del resto de economías; y que ese crecimiento, además, se produzca con una salud que hace 10-15 años sería impensable. El FMI ha rebajado sus proyecciones de crecimiento mundial, también para los países emergentes. Sin embargo, las cifras aún benefician a estos últimos. En 2014 el crecimiento del PIB mundial será del 3,4%, del 1,8% para las economías avanzadas y del 4,6% para las emergentes. Para 2015, esas proyecciones son del 4%, 2,4% y 5,2%, respectivamente. Tras estas cifras, hay varias realidades: por ejemplo, el hecho de que los países emergentes cuenten con una población muy joven que busca estándares de vida mejores o un proceso de migración desde las zonas rurales hacia las grandes urbes que continuará durante las próximas décadas. Todo lo cual está permitiendo un mayor equilibrio económico por aumento de la demanda interna.

Para el año 2018, se espera que los mercados emergentes aporten en torno al 54% del PIB mundial; y esa es una realidad que el inversor no puede obviar. Sin embargo, este no es ni será un camino de rosas. Muchos países se enfrentan aún a grandes retos (económicos, sociales, geopolíticos…), incluyendo a la todopoderosa China, fuente de preocupación mundial. En su favor hay que decir que, hoy por hoy, sigue siendo uno de los países más dinámicos: el FMI pronostica un crecimiento del 7,4% en 2014 y del 7,1% para 2015, fruto de una trayectoria enfocada hacia un crecimiento más equilibrado.

Dentro de los llamados BRIC (Brasil, Rusia, India y China), Rusia es otro elemento de riesgo a tener en cuenta, ya que tras las continuas tensiones políticas, es muy probable que su crecimiento se vea mermado los próximos dos años. India es la economía con mejores proyecciones (se espera un crecimiento al alza, hasta el 6,4% en 2014), aunque desde el punto de vista de valoración, su potencial ya es muy limitado, ya que en lo va de año su bolsa se ha revalorizado ya cerca de un 30% (en euros). Mientras tanto Brasil, aunque con potencial, se enfrenta aún a difíciles condiciones financieras.

Los emergentes van a tener difícil para mantener, durante los próximos 3-4 años, las altas tasas de crecimiento pasadas. Y habrá ganadores y perdedores. A la hora de invertir, es fundamental elegir el mejor producto (el fondo de inversión, por su poder de diversificación, es el más adecuado) y confiar en buenos equipos de gestión capaces de identificar, en cada momento, a esos ganadores. Nos gusta sobre todo Asia (por su dinamismo); también algunos países de Latinoamérica. Pero entendemos que la mejor forma de ir acercándose, de nuevo, a estos mercados es a través de productos más globales. ¡Y ojo! Sólo para inversores con alta tolerancia al riesgo.

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios