Agustín Fernández

Instrumentos de manipulación

Es increíble el revuelo formado sobre Pablo Hasel. He de reconocer que no lo conozco como cantante, sino por el alboroto causado recientemente, pero nunca había visto que un cantante muestre su desprecio hacia su país a través de sus canciones. La música sirve para relajarse y divertirse, pero para lo que nunca creí que sirviese es para levantar a las masas incitando a la violencia y la crispación. Apoyemos la buena música y no los instrumentos de manipulación a través de ella. 

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios