Urbanismo | Distrito San Pablo-Santa Justa

La barriada de Santa Clara denuncia la pérdida de sus espacios verdes

Varias generaciones en un paso peatonal en Santa Clara.

Varias generaciones en un paso peatonal en Santa Clara. / Juan Carlos Muñoz

El grave problema de la alteración del paisaje urbano en La Palmera y Elcano por la construcción de edificios que acaban con las zonas verdes de las parcelas se está dando también en Santa Clara. Los vecinos de esta barriada, al borde de la avenida Kansas City, han puesto el grito en el cielo por la desaparición de los espacios verdes que han caracterizado a este enclave desde su origen americano como ciudad jardín.

Los vecinos explican que el barrio se concibió como Ciudad Jardín: una parcela ajardinada de baja densidad y altura, en la que el arbolado y la vegetación juegan un papel esencial

Piden un plan de especial protección del barrio que permita salvaguardar las características tan peculiares de esta zona: su tipología de chalet americano y la conservación de sus valores naturales, estéticos y paisajísticos

Un grupo de residentes de la Asociación de la Pradera han iniciado un movimiento de protesta por este motivo. Muestran su “profunda consternación y preocupación” por los cambios que están introduciendo en el barrio las nuevas construcciones que se están levantando.

“El barrio está sufriendo una oleada de transformaciones de la mano de las nuevas edificaciones que lo están alejando de la idea de Ciudad Jardín a partir de la cual fue concebido”, denuncian los vecinos. Estos explican que la Ciudad Jardín era una parcela ajardinada de baja densidad y altura, en la que el arbolado y la vegetación juegan un papel esencial.

Según el relato de los afectados, las nuevas construcciones que proliferan en el barrio repiten las mismas características: un aumento considerable de la edificabilidad, la eliminación de las zonas ajardinadas, la linde de setos florales y la eliminación en su totalidad del arbolado, como muestran las fotos de la página siguiente.

C/ FRAY FRANCISCO DE PAREJA, 35

Desaparición de la vegetación en la calle Francisco de Pareja, 35 por la nueva edificación. Desaparición de la vegetación en la calle Francisco de Pareja, 35 por la nueva edificación.

Desaparición de la vegetación en la calle Francisco de Pareja, 35 por la nueva edificación. / SOS Santa Clara

La vegetación que tenía la parcela de Fray Francisco de Pareja 35. La vegetación que tenía la parcela de Fray Francisco de Pareja 35.

La vegetación que tenía la parcela de Fray Francisco de Pareja 35. / SOS Santa Clara

El barrio de Santa Clara se concibió como un espacio singular y peculiar de Sevilla, con espacios ajardinados, vegetación y arbolado. Su idiosincrasia viene de su origen histórico como barrio americano, recalcan los residentes. “A día de hoy, en su mayor parte, sigue salvaguardando sus características primarias, donde el patrimonio natural que alberga, la convierte en un gran pulmón verde en la ciudad de Sevilla, siendo además en ese sentido un referente en la lucha contra el cambio climático, aparte de sus valores estéticos, paisajísticos y de biodiversidad de flora y fauna”, señalan los vecinos.

Árboles junto a la zona de los comerciales del barrio. Árboles junto a la zona de los comerciales del barrio.

Árboles junto a la zona de los comerciales del barrio. / Juan Carlos Muñoz

El movimiento vecinal crítico con la realidad que está cambiando por completo la barriada avisa del incumplimiento de varias normativas municipales, sin que el Ayuntamiento de Sevilla intervenga.El Plan General de Ordenación Urbanística de Sevilla (Texto Refundido, 2006) deja claro en el artículo 7.4.19. sobre la Protección del arbolado que:

  • La tala de árboles quedará sometida al requisito de previa licencia urbanística, sin perjuicio de las autorizaciones administrativas que sea necesario obtener de la autoridad competente en razón de la materia.
  • Los patios o espacios libres existentes en la actualidad, públicos o particulares, que se encuentren ajardinados, deberán conservar y mantener en buen estado sus plantaciones, cualquiera que sea su porte.
  • Cuando una obra pueda afectar a algún ejemplar arbóreo público o privado, se indicará en la solicitud de licencia correspondiente señalando su situación en los planos topográficos de estado actual que se aporten.

C/CARABELA SANTA MARÍA, 30

La vegetación que había en la calle Carabela Santa María 30. La vegetación que había en la calle Carabela Santa María 30.

La vegetación que había en la calle Carabela Santa María 30. / SOS Santa Clara

Estado en que ha quedado la parcela de C/Carabela Santa María 30 con la nueva edificación. Estado en que ha quedado la parcela de C/Carabela Santa María 30 con la nueva edificación.

Estado en que ha quedado la parcela de C/Carabela Santa María 30 con la nueva edificación. / SOS Santa Clara

La vegetación que había en la parcela C/Carabela Santa María 30. La vegetación que había en la parcela C/Carabela Santa María 30.

La vegetación que había en la parcela C/Carabela Santa María 30. / SOS Santa Clara

El barrio recuerda que Santa Clara alberga viviendas o edificaciones unifamiliares aisladas y/o agrupadas que cuentan con una ordenación específica en el plan urbanístico. El PGOU, de hecho, destaca en su artículo 12.8.1. que en los suelos colmatados con edificaciones residenciales unifamiliares -aisladas o agrupadas- el “espacio libre ajardinado constituye uno de los elementos característicos de la trama urbana en la que se encuentran” y añade que “el objetivo fundamental de la ordenación propuesta es el mantenimiento de estas tramas”.

En la misma línea, el artículo 12.8.6. del plan urbanístico vigente fija unas condiciones particulares de estética de estas zonas ajardinadas. “Con el objeto de conservar los rasgos característicos de estas áreas, deberá predominar el arbolado y la vegetación en los espacios libres de las parcelas”.

C/JUAN PONCE DE LEÓN, 9

Frondosidad de la vegetación en C/Juan Ponce de León 9 antes de la nueva edificación. Frondosidad de la vegetación en  C/Juan Ponce de León 9 antes de la nueva edificación.

Frondosidad de la vegetación en C/Juan Ponce de León 9 antes de la nueva edificación. / SOS Santa Clara

Ausencia de zonas verdes en la actual edificación de la parcela de Juan Ponce de León 9. Ausencia de zonas verdes en la actual edificación de la parcela de Juan Ponce de León 9.

Ausencia de zonas verdes en la actual edificación de la parcela de Juan Ponce de León 9. / SOS Santa Clara

Zonas verdes que tenía la parcela de Juan Ponce de León 9. Zonas verdes que tenía la parcela de Juan Ponce de León 9.

Zonas verdes que tenía la parcela de Juan Ponce de León 9. / SOS Santa Clara

El movimiento vecinal de Santa Clara recalca que hay más normativas municipales que obligan a preservar las zonas verdes. Una es la ordenanza de arbolado, parques y jardines públicos en el municipio de Sevilla.

Asimismo, uno de los Objetivos Estratégicos que marca el actual Plan Director del Arbolado Urbano de Sevilla en su modelo de gestión es “extender y mejorar la calidad del arbolado privado de manera que contribuya en el incremento de la cobertura vegetal de la ciudad y en la mejora de la infraestructura verde urbana”. Añade este plan director que más del 20 % del arbolado de la ciudad no está incluido en la gestión municipal y que gran parte de ese arbolado se encuentra en propiedades privadas (zonas residenciales, comerciales, industriales, etc.). “Por consiguiente, se trata de un componente crítico del bosque urbano de la ciudad que merece ser gestionado”.

C/JUAN PONCE DE LEÓN, 4

Estilo de la nueva edificación de C/Juan Ponce de León 4, sin vegetación alrededor. Estilo de la nueva edificación de C/Juan Ponce de León 4, sin vegetación alrededor.

Estilo de la nueva edificación de C/Juan Ponce de León 4, sin vegetación alrededor. / SOS Santa Clara

Estado de la parcela antes de la nueva edificación. Estado de la parcela antes de la nueva edificación.

Estado de la parcela antes de la nueva edificación. / SOS Santa Clara

Vista aérea de la vegetación que tenía la parcela de Juan Ponce de León, 4. Vista aérea de la vegetación que tenía la parcela de Juan Ponce de León, 4.

Vista aérea de la vegetación que tenía la parcela de Juan Ponce de León, 4. / SOS Santa Clara

Entre las demandas de la asociación de vecinos de este barrio hay tres principales.

En primer lugar, que se elabore un censo o inventario de todas las especies de árboles de la ciudad de Sevilla, y en concreto del barrio de Santa Clara.

En segundo lugar, que se garantice la normativa de protección del arbolado en los informes técnicos previa licencia urbanística mediante la presentación de un estudio del arbolado de la parcela que sea obligatoria y vinculante para la obtención de la misma con sus permisos de talas y/o apeos correspondientes, y donde se garantice al menos la protección del 75% del arbolado existente.

En tercer lugar, que se desarrolle un plan de especial protección del barrio de Santa Clara que permita salvaguardar las características tan peculiares de esta zona, basadas en su tipología de chalet americano y la conservación de sus valores naturales, estéticos y paisajísticos mediante un plan en la próxima revisión del PGOU bajo la denominación “conservación tipológica” (tipo de conservación que obliga a mantener los volúmenes originales y el aspecto exterior).

Especies de avifaunas en Santa Clara

, Abubilla, Petirrojo, Herrerillo Común, Cogujada, Curruca Cabecinegra, Autillo, Cernícalo común, Búho, Carbonero, Estornino, Mirlo, Verderón, Jilguero, Mosquitero Común, Golondrinas, Vencejos, Colirrojo Tizón, Entre otros

Especies vegetales y arbóreas

, Morera, Jacaranda, Paraíso, Frutales: Granado, Naranjo, Níspero, Limonero, Laurel de Indias, Magnolios, Olmos, Cipreses, Pinus pinea, Jazmín y Buganvilla, Pinus pinaster, Entre otros

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios