Pascua militar 2019

"Ojalá esta unión entre el ejército y el pueblo se repitiera en toda España"

  • El teniente general Juan Gómez de Salazar reivindica los actos militares como factor de cohesión social

El teniente general Juan Gómez de Salazar en la parada militar celebrada esta mañana en la Plaza de España. El teniente general Juan Gómez de Salazar en la parada militar celebrada esta mañana en la Plaza de España.

El teniente general Juan Gómez de Salazar en la parada militar celebrada esta mañana en la Plaza de España. / José Ángel García

Comentarios 2

"Ojalá esta escena de unión entre pueblo y ejército se repitiera en todos los rincones de España". Eran poco más de las once de la mañana cuando el teniente general, Juan Gómez de Salazar, jefe de la Fuerza Terrestre, pronunciaba estas palabras durante el discurso con el que han finalizado los actos de la Pascua Militar que coinciden con la mañana de la Epifanía

Una celebración que comenzó bien temprano, cuando aún la escarcha permanecía en los jardines del Parque de María Luisa. A esa hora, en Plaza de España -sede de la Capitanía General de Sevilla- sólo había una veintena de turistas, la mayoría de ellos chinos, que no perdieron la ocasión de fotografiar el desfile de los soldados. Liturgia de abrigos largos en los civiles asistentes. Pies fríos, congelados sobre la moqueta que acogía a las autoridades. Al hablar, el vaho se mezclaba con el aire limpio de esta mañana de enero. 

El acto hunde sus raíces en los finales del siglo XVIII, cuando se reconquistó Menorca, que desde 1713 estaba en manos de los ingleses. Carlos III, el rey ilustrado, fue quien lo instituyó como homenaje a los que sirven y defienden España fuera y dentro de sus fronteras. Así lo recordó Gómez de Salazar al inicio de su discurso, que tuvo lugar en el Salón del Trono, donde se encontraban presentes el alcalde de Sevilla, Juan Espadas; el delegado del Gobierno, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis; y la consejera en funciones de Justicia e Interior, Rosa Aguilar

Antes de que el jefe de la Fuerza Terrestre tomara la palabra, se ha condecorado con la cruz blanca a ocho militares y una civil, Pilar Rodríguez Reyes, vicerrectora de la Universidad Pablo de Olavide

En su intervención, Gómez de Salazar reivindicó el papel que desempeñan actualmente las Fuerzas Armadas. "Los ejércitos son sociedad y necesitan sentirse sociedad", afirmó el teniente general, quien incidió en recordar a la ciudadanía "en esta vida tan desordenada y donde todo sucede tan rápido", actos como el de esta mañana "que tienen mucha trascendencia".

"Un acto militar, por sencillo que parezca, tiene que hacer aflorar nuestras emociones y conseguir que nos sintamos parte de la colectividad", agregó el teniente general, para quien "un acto militar es siempre un factor de cohesión". Fue en este punto donde lanzó un deseo que tiene bastante trascendencia por el momento político que vive en el país con el problema de Cataluña: "Ojalá esta escena de unión entre pueblo y ejército se repitiera en todos los rincones de España. Les aseguro que ésa es la mejor forma de sentirse español y de conseguir entre todos que España sea todo lo grande que se merece".  

También aprovechó su intervención para reconocer la "valía" de los miembros de la Armada, del Ejército del Aire, de la Unidad Militar de Emergencias (UME) y de la Guardia Civil. En definitiva, del "orgullo de sentirse militar".  

El acto concluyó con un desayuno con el que agasajó a los presentes, compuesto de café, zumo y el dulce típico del día: el roscón de Reyes

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios