Transporte ferroviario convencional

El 10-N bloquea el acuerdo para normalizar el tren de Sevilla con Málaga y Granada

  • La consejera de Fomento emplaza al Estado a firmar un protocolo urgente, previo al convenio, para abrir ya el servicio por la variante Osuna-Pedrera

Viajeros que han dejado el transbordo en bus vuelven a coger el tren en Pedrera. Viajeros que han dejado el transbordo en bus vuelven a coger el tren en Pedrera.

Viajeros que han dejado el transbordo en bus vuelven a coger el tren en Pedrera. / T.P. (Sevilla)

La convocatoria de elecciones generales el 10 de noviembre está bloqueando un acuerdo entre el Gobierno central (en funciones) y la Junta de Andalucía para normalizar la circulación de trenes convencionales de Sevilla con Málaga y Granada, una situación que afecta sobre todo a los municipios de Osuna, Pedrera, Marchena y Arahal.

La Junta está dispuesta este martes a negociar lo que haga falta con el Ministerio sin condicionar la cesión de la variante al Cercanías del Aeropuerto

Esta línea lleva interrumpida desde hace un año a la altura de Osuna-Pedrera por las riadas que destrozaron el trazado original (Aguadulce), lo que obliga a los viajeros a transbordar en autobuses para llegar a su destino. Esto sucede aun cuando, desde finales de abril de este año, el Ministerio de Fomento construyó una alternativa ferroviaria de 10 kilómetros justamente de Osuna a Pedrera sobre un suelo de la Junta. La cuestión de por qué no se abre y se pone en uso desde hace más de cinco meses se debía en origen a razones jurídicas, que ahora se han convertido en razones políticas por la cercanía de las elecciones nacionales.

Para tratar de desbloquear la situación, la consejera de Fomento de la Junta Marifrán Carazo ofreció este martes “la máxima colaboración” a los alcaldes afectados de la Campiña y la Sierra Sur para avanzar en las negociaciones a nivel técnico y jurídico con el Gobierno de España.

Los alcaldes de Pedrera, Arahal, Marchena y Osuna reunidos este martes con la consejera Marifrán Carazo y Jaime Raynaud. Los alcaldes de Pedrera, Arahal, Marchena y Osuna reunidos este martes con la consejera Marifrán Carazo y Jaime Raynaud.

Los alcaldes de Pedrera, Arahal, Marchena y Osuna reunidos este martes con la consejera Marifrán Carazo y Jaime Raynaud. / Consejería de Fomento (Sevilla)

Los cuatro ayuntamientos, gobernados por partidos de izquierda (Rosario Andújar del PSOE en Osuna, Antonio Nogales de Adelante en Pedrera, María del Mar Romero del PSOE en Marchena y Miguel Ángel Márquez de IU en Arahal) van a proponer por escrito una reunión técnica con los responsables jurídicos de Adif y Renfe y del Ministerio de Fomento a la que acudirá Agencia de Obra Pública de Fomento de la Junta, para ver en qué situación se encuentra el convenio que deben firmar ambas partes para abrir estas vías.

La Junta, que este martes estaba dispuesta a negociar lo que haga falta sin condicionarlo al Cercanías del Aeropuerto, apremia al Ministerio de Fomento a firmar con urgencia un protocolo, como primera parte de un posterior convenio, para que se pueda abrir esa variante ferroviaria y luego negociar la compensación a la administración andaluza.

La Junta gastó 35 millones en los 10 km. de plataforma sobre la que va la variante

“La consejería está dispuesta a la firma de un protocolo previo a un convenio entre ambas administraciones que permita restablecer ya mismo la circulación de los trenes por los diez kilómetros de vía que actualmente son de titularidad autonómica. El problema no está en cómo compensar, porque hay fórmulas y estamos dispuestos a escucharlas todas para ponernos de acuerdo cuanto antes”, dijo Carazo a la prensa tras la reunión con los cuatro alcaldes. La consejera explicó que hay otras compensaciones que puede aportar el Estado.

Pancarta de protesta en Pedrera por la situación del servicio ferroviario. Pancarta de protesta en Pedrera por la situación del servicio ferroviario.

Pancarta de protesta en Pedrera por la situación del servicio ferroviario. / T.P. (Sevilla)

La Junta espera respuesta del Ministerio y está abierta a todas las fórmulas para llegar a un acuerdo sobre esa cesión. El Ministerio tendría que abonar, al menos, los 35 millones de euros que han costado esos 10 kilómetros de plataforma terriza, propiedad de la Junta, sobre el que Adif ha construido la variante ferroviaria Osuna-Pedrera.

“Si este proyecto de hacer el Cercanías al Aeropuerto no es el que le encaja al Ministerio de Fomento, la Junta está abierta a todas las opciones posibles siempre que se compense a la administración andaluza”, dijo Carazo. “Propusiomos el Cercanías al aeropuerto por considerar que era la mejor opción para Sevilla, no hemos propuesto ningún proyecto que el Gobierno central no estuviera dispuesto a emprender. Cuenta con una partida de cinco millones en los presupuestos estatales para iniciar la redacción del proyecto”.

“No es un asunto político”

La consejera de Fomento mantiene en público que lo que bloquea el acuerdo es “un asunto jurídico, que no es político”, pero la realidad es que las negociaciones entre Junta y Ministerio para normalizar el servicio de trenes han sufrido un frenazo por la convocatoria electoral.

“Este Gobierno ha hecho todo lo posible y se ha adaptado a cuantas propuestas nos ha hecho el Ministerio desde el primer momento. El 16 de enero de 2019 este asunto estaba resuelto y este Gobierno aprobó la cesión temporal de los 10 kilómetros. En mayo el Ministerio, a través de la Abogacía del Estado, la rechazó y alegó que tenía que ser una cesión patrimonial definitiva de ese tramo de 10 kilómetros”, explicó la consejera.

Inicialmente el Ministerio habló de “chantaje” cuando la Junta propuso, a cambio de la cesión, que el Gobierno central invirtiera en el Cercanías al aeropuerto y luego admitió que debía compensar a la Junta por esos 10 kilómetros de nuevas vías construidas sobre la plataforma de titularidad andaluza.

La plataforma para el AVE que asumió la Junta en 2004

La consejera recalca que el Estado sólo quiere la cesión de los 10 kilómetros de vías sobre los que se ha construido la variante, pero no los más de 70 kilómetros que suma toda la plataforma de Sevilla a Antequera cuya titularidad asumió la Junta en 2004 para construir el fallido AVE andaluz entre ambas ciudades.

“La Junta sí propuso cederle toda la plataforma terriza. Es una plataforma que pagamos todos los andaluces con fondos europeos de 280 millones de euros. El Ministerio tan solo quiere 10 kilómetros. Tenemos que pensar que los andaluces vamos a contar con una vía rota, porque se ceden 10 kilómetros al ministerio”, explicó Carazo.

“Hay que ver esa situación como una oportunidad: se pueden poner en servicio esos 10 kilómetros para vertebrar Andalucía y atender los intereses de los andaluces"

Respecto a qué le parece el acuerdo por el que la Junta de Manuel Chaves en 2004 decidió hacer ese tramo del AVE andaluz entre Sevilla y Antequera que no le correspondía, la consejera explicó que “era otro momento económico”.

Y añadió que, pese a que esta conexión “se quedó parada y ahí tenemos una plataforma llena de matojos y parada absolutamente”, ahora “hay que ver esa situación como una oportunidad: se pueden poner en servicio esos 10 kilómetros para vertebrar Andalucía y atender los intereses de los andaluces y si no llega a ocurrir el temporal hace un año mucho me temo que el Estado no tendría interés ni en esos 10 kilómetros”.

Según la consejera, en 2004 la Junta mantuvo que tenía “la competencia para conectar las ocho capitales de provincia vía Alta Velocidad y luego la explotación correspondía a Renfe y Adif”. pero en la actualidad esta vía (que se va a ceder) va a tener un uso convencional.

Los cuatro alcaldes afectados y la consejería de Fomento acordaron también ayer que pedirán una reunión al nuevo Gobierno central que salga de las urnas (sea del color político que sea) ante la preocupación de estos municipios porque “el servicio ferroviario se ha mermado”. “Este Gobierno les quiere acompañar reclamando un buen servicio ferroviario”, declaró Carazo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios